TRAS EL EPISODIO DE APARICIÓN DE ESPUMAS

El Ayuntamiento de Toledo, sancionado con 105.870 euros por verter aguas residuales al Tajo

La Confederación Hidrográfica del Tajo (CHT) ha fijado una sanción de 105.870 euros al Ayuntamiento de Toledo por vertidos al Tajo en los meses de octubre y noviembre del pasado año, que ocasionaron un episodio de espumas en el río a su paso por la ciudad.

En concreto, la CHT ha incoado cuatro expedientes sancionadores, notificados ayer al Ayuntamiento de Toledo y a los que ha tenido acceso la Agencia Efe, después de la denuncia recibida del Área de Calidad de las Aguas el 29 de noviembre de 2016.

La Confederación considera probado que hubo vertidos de aguas residuales procedentes de la Estación Depuradora de Aguas Residuales (EDAR) de Santa María de Benquerencia y del colector del Arroyo del Aserradero.

Las muestras fueron tomadas durante varios días y, según los análisis e informes de los servicios técnicos del organismo, hubo daños al dominio público hidráulico.

En total, la CHT ha fijado en concepto de multas 81.472,65 euros y de indemnización por daños de 24.441,82 euros.

Queda la vía judicial

Las resoluciones ponen fin a la vía administrativa, si bien el Ayuntamiento puede interponer recurso de reposición en el plazo de un mes a la CHT o recurrir por vía contencioso-administrativa ante el Tribunal Superior de Justicia de Castilla-La Mancha en el plazo de dos meses.

La aparición de estas espumas ocasionó un cruce de declaraciones entre el Gobierno de Castilla-La Mancha, que las achacó al trasvase del Tajo al Segura, y la CHT, que ya apuntó que eran consecuencia de vertidos en el término municipal de Toledo.

Compartir