TRAS EL DESBORDAMIENTO DEL ARROYO SANGÜESA EN LA LOCALIDAD TOLEDANA

Cebolla (Toledo) sufre una riada histórica con calles anegadas, casas inundadas y coches arrastrados por la corriente

Los vecinos del municipio de Cebolla (Toledo) han sufrido este sábado una riada histórica tras el desbordamiento del arroyo Sangüesa por la fuerte tormenta que ha caído en la zona desde las 14.00 horas, lo que ha provocado calles anegadas, viviendas inundadas y numerosos vehículos que han sido arrastrados por las calles con la fuerte corriente.

En declaraciones a Europa Press, una de las vecinas de Cebolla ha explicado que la tormenta ha comenzado al mediodía en plena celebración de las fiestas patronales, y el agua ha llegado a superar los dos metros de altura, aunque lo peor ha llegado con la acumulación en varios puntos del barro y la suciedad del arroyo que la riada ha arrastrado al centro del municipio.

De hecho, ha asegurado que se ha inundado la zona del campo de fútbol, el consultorio médico, la farmacia, numerosas viviendas e incluso ha llegado a saltar hasta la carretera.

A consecuencia de ello, también hay algunos vecinos que están incomunicados en sus propias viviendas pues algunos de los vehículos que ha arrastrado la riada "están empotrados en los accesos a las casas". Algunos de los vehículos son los remolques de los feriantes que habían acudido a las fiestas de Cebolla.

 

La lluvia torrencial caída ha provocado inundaciones en numerosas viviendas, bajos y garajes de esta localidad toledana, además del corte de la carretera autonómica CM-4000, que une Talavera de la Reina y Toledo, al haberse formado grandes balsas de agua.

Según ha informado a Efe el servicio de urgencias y emergencias 112, además de la citada vía, también se ha visto afectada por la riada la carretera autonómica CM-4001, aunque en este caso no ha hecho falta cortar los accesos al pueblo.

En el lugar de suceso trabajan, en estos momentos, bomberos del Consorcio de Toledo y de Belvís de la Jara, además de las agrupaciones de protección civil de Fuensalida y El Casar de Talavera, que han aportado bombas de achique para retirar el agua de los inmuebles inundados.

También se ha desplazado un helicóptero sanitario del Sescam en prevención de que tuviera que trasladar algún herido, si bien hasta el momento el 112 no tiene constancia de ninguna desgracia personal.

Por otro lado, en la provincia de Cuenca, también se han producido esta mañana trombas de agua que han obligado a cortar la carretera que une las localidades de Villalba del Rey y Cañaveruelas y que han ocasionado destrozos en las plantaciones de girasol, según han informado a Efe algunos vecinos de ambos municipios.

Compartir