Confidencial

Confidencial


EDCM

La madre coraje de Tomelloso que lucha para que su hija reciba clases online y no contagie a su hermana enferma

Este miércoles se va a producir el arranque de curso escolar más complicado de la historia en Castilla-La Mancha. El coronavirus tiene la culpa. Las autoridades educativas no han hecho sus deberes y padres, profesores y alumnos viven esta apertura de las aulas con miedo, incertidumbre y poco esperanzados en que no vaya a provocar una mayor propagación de la pandemia.

En los centros escolares han hecho todo lo posible por adaptar las instalaciones al marco de las medidas establecidas para prevenir y evitar los contagios. Representantes de las asociaciones de familias y de profesores critican a los gobiernos nacional y regionales por la falta de liderazgo y claridad en el momento que más se necesita.

Y en este contexto se producen casos como el de Ana Rosa, una madre de la localidad cidadrealeña de Tomelloso que ha pedido a la Consejería de Educación de CLM que su hija, de diez años, pueda seguir su educación desde casa para impedir que su hermana, de 15 años y de alto riesgo, pueda contagiarse de coronavirus.

Sin embargo, tal como ha contado Ana Rosa este lunes en el programa "Herrera en Cope", “la autoridad escolar no puede darme una respuesta. Los profesores recibieron los protocolos el día 1. Al no tener ninguna directriz desde arriba, están a tu entera disposición, pero lógicamente son profesores, no pueden establecer nada por su cuenta y riesgo”.

Su hija mayor tiene una parálisis cerebral severa desde el nacimiento y afronta “una lucha diaria por sobrevivir. Tiene otras patologías asociadas” como una “bronquitis aguda de repetición que termina en neumonía”. De hecho, el año pasado sufrió una debido a una alergia que obligó a su madre a extraerle “toda la mucosidad con una sonda que le tienes que meter por la traquea. Tú como madre”, ha recalcado, según recoge la web oficial de la cadena Cope.

“La enfermedad a lo que primero le puede atacar es a las vías respiratorias. La vida de Alba corre muchísimo riesgo, no sobreviría”, ha dicho si su hermana pequeña le contagiase el nuevo coronavirus.

Esta madre coraje de Tomelloso afirma que “Ana es una niña muy responsable, no quiere ser una prófuga de la justicia, quiere hacerlo todo de forma legal. Está encantada de ver a sus amigos, pero es consciente del riesgo. No quiere tener que buscarse la vida para seguir recibiendo una educación”.

Ana Rosa ha señalado que “como padres no nos han referido ningunas directrices desde ningún organismo oficial. Hay casos de padres con quimio, abuelos en casa y niños que se ven obligados a asistir a clase”. ”Por parte del colegio no hay ningún problema, han desarrollado por su cuenta unos protocolos dignos de admiración, pero al final, lo que te viene te viene de fuera. En un colegio hay muchos niños. Es muy fácil que se contagie”. Ana Rosa insiste en que “cuando tienes un niño con las características de Alba, vives confinado desde el nacimiento”.

Compartir