La Pregunta

La Pregunta


EDCM

¿Quiénes están presionando para que Pedro Sánchez destituya al ministro de Albacete?

Manuel Castell Manuel Castell

Pedro Sánchez deberá reestructurar su Gobierno en el momento en el que el ministro de Sanidad, Salvador Illa, deje el cargo para centrarse en la campaña electoral de Cataluña como candidato del PSOE para la Presidencia de la Generalitat.

No se sabe el momento en que se producirá la dimisión ni en qué medida afectará a la actual composición del gobierno, pero mientras tanto los rumores sobre la remodelación del Gabinete no cesan y uno de los ministerios que está en todas las quinielas del cambio es el de Universidades, cuya cartera ocupa el albaceteño Manuel Castell. No solo está en duda su gestión (o su no gestión). Además, los rectores de las universidades están presionando para que le cambien.

Según una información de esta semana de Vozpópuli, sectores de la Conferencia de Rectores de las Universidades (CRUE) hablan ya de una sustitución del albaceteño al frente del ministerio e incluso dan el nombre de un "técnico" como sustituto, el actual secretario general de Universidades, José Manuel Pingarrón.

Castell se ha echado encima a toda la comunidad universitaria -rectores, profesorado y alumnos- con la reforma del sector universitario que pretende llevar a cabo. Aunque la medida parece aparcada, los rectores no se conforman con ello sino que intentan que Castell deje de ser ministro.

Si Castell genera conflicto el Gobierno tratará de quitárselo de encima para no tener más frente abiertos, sobre todo ante las difíciles negociaciones sobre los fondos europeos que se avecinan , con reformas estructurales que pactar con los agentes sociales. Al parecer, incluso en el bloque de Unidas Podemos, que ha sido el principal apoyo de Castell para asegurarse la alianza con Ada Colau, parece que el ministro carece de apoyos. 

Por ello en los ambientes académicos crecen las voces que apuntan a la "destitución" del ministro por no contar con apoyo ni de los rectores, ni del profesorado ni de los alumnos.

Compartir