DIARIOS ABC Y LA RAZÓN

Mayoría absoluta del PP, Ciudadanos y Vox según dos encuestas de este lunes

Dos encuestas publicadas este lunes en los diarios ABC y La Razón coinciden en señalar que, en caso de celebrarse hoy elecciones generales en España la suma del PP, Cs y Vox obtendría la mayoría absoluta en el Congreso de los Diputados y podría formar gobierno. Ambas encuestas coinciden en que los partidos de centro y derecha suman apoyos mientras la izquierda baja.

La intención de voto se desplaza hacia la derecha y el constitucionalismo gana fuerza. Según la encuesta de GAD3 para ABC, si los españoles fueran llamados hoy a las urnas se comportarían de un modo similar al de las elecciones andaluzas del pasado 2 de diciembre, de modo que el panorama político resultante sería muy distinto al actual: los grandes perdedores son Podemos, que sigue en caída libre, y los partidos independentistas y nacionalistas, que en el Congreso pasan a ser irrelevantes.

Según los datos de intención de voto para las generales, hay al menos tres conclusiones paralelas al resultado del pasado 2 de diciembre en Andalucía. La primera es que la suma de los escaños que obtendrían PP, Cs y Vox superaría la mayoría absoluta con 182 escaños y un porcentaje de voto del 49,9 por ciento, lo que les permitiría gobernar. En segundo lugar, Ciudadanos (74) alcanza la mayoría absoluta tanto con el PSOE (104) como con el PP y Vox, lo que permite al partido de Albert Rivera ser la llave de la gobernabilidad. Y tres: a pesar de que el PSOE gana con claridad las elecciones (15 escaños más que el PP), la izquierda se debilita porque Podemos se desploma (38 escaños).

EncuestaABCDic201Int60

Como adenda a estas tres conclusiones hay una cuarta que adquiere una enorme relevancia en el actual contexto político: de confirmarse estos resultados, los partidos independentistas y nacionalistas no tendrán relevancia ninguna en el Congreso, lo que supone que el pacto que aupó a Pedro Sánchez a La Moncloa (168) queda hoy muy lejos de la mayoría absoluta (176).

En los últimos tres meses el PP de Pablo Casado sufre un desgaste importante, al perder 17 escaños (de 104 a 89) y 5,4 puntos, y bajar de la simbólica cifra del centenar de diputados. La buena noticia para los populares es que se mantienen segundos en escaños, aunque no en porcentaje de votos (20,5%), lo que le da una opción más que verosímil de gobernar. Ahora que se acaba de abrir un ciclo electoral completo, el fenómeno andaluz puede convertirse en tendencia a nivel nacional.

Encuesta La Razón

Por otro lado, la encuesta realizada por NC REPORT para el diario La Razón entre el 5 y 14 de diciembre confirma una activación de los votantes de derechas que colocaría a este bloque, por «el efecto Vox», por primera vez desde la moción de censura por encima de la suma de la izquierda, incluso con los independentistas y con el PNV. Este sondeo se ha realizado entre una muestra de 1.000 entrevistas por todo el territorio nacional.

Así, y con la expectativa en Génova de que la «vía andaluza» pueda ser el modelo a exportar a nivel nacional para volver a La Moncloa, el votante del PP que dejó de apoyar a Mariano Rajoy ha vuelto a movilizarse, aunque sea a costa de ayudar a que Vox pueda superar los dos millones de votos, según este sondeo. La derecha sumaría el 51,1 por ciento de los votos frente al 46,2 por ciento de las últimas generales. Por el contrario, la izquierda bajaría del 46,3 por ciento al 42 por ciento. Con el voto independentista llegarían al 46,9. Por escaños, la suma Partido Popular, Ciudadanos y Vox se movería entre los 172 y los 181 escaños, con posibilidades de conseguir la mayoría absoluta. Y la izquierda estaría entre los 149 y 154, a los que podrían sumarse los 23 de los independentistas, PNV y EH-Bildu. Este escenario convierte en fundamental cómo evoluciona Vox y sí se mantiene dentro de la Constitución.

Con una participación prevista inferior en 0,8 puntos a la de las generales del pasado 26-J, la radiografía del trasvase de votos señala que el Partido Popular pierde más de un 25 por ciento de apoyos con respecto a aquellos comicios, papeletas que se reparten casi proporcionalmente Ciudadanos (13,3 por ciento) y Vox (12,2) por ciento. El PSOE tiene dos agujeros, el de la abstención y el de los votantes que se le siguen yendo a Podemos, la abstención un 6,4 por ciento, frente al 2 por ciento que se fugan a Podemos. Pero el partido de Pablo Iglesias se deja mucho más voto en favor del Partido Socialista, hasta un 12,7 por ciento, mientras que otro 8,3 por ciento se inclinaría por la abstención. Y Ciudadanos tiene su principal problema en la salida de votos hacia Vox, hasta un 9,6 por ciento, mientras que otro 6,4 por ciento se iría al partido de Pablo Casado. El trasvase en el centro-derecha y el nuevo jugador Vox, con un discurso radical en política territorial, inmigración u otras cuestiones sociales como la política de género, evidencian la dificultad del equilibrio en los discursos tanto de Partido Popular y Ciudadanos para competir a la vez con las otras dos opciones que les comen de su terreno.

En estos momentos, el Partido Popular está en el 24,4 por ciento, a cuatro décimas del Partido Socialista y prácticamente en empate técnico con los socialistas o incluso en condiciones de sumar más escaños al moverse en una horquilla de entre los 100 y los 103 diputados. Mientras que el PSOE, con el 24,8 por ciento, podría sumar entre 99 y 101. En la encuesta de noviembre, el PP conseguía el 26,3 por ciento y entre 104 y 107 escaños, y el PSOE alcanzaba el 26,5 por ciento y entre 103 y 106 escaños. Los dos pierden respaldo, pero el Partido Popular es el partido que sigue dejándose más votos con respecto a las elecciones generales anteriores. El partido de Albert Rivera estaría hoy en el 18 por ciento del voto, lo que le permitiría tener entre 61 y 64 diputados, el doble de su actual representación. En noviembre alcanzaba el 19,9 por ciento dentro de una tendencia creciente desde octubre, y entonces la encuesta le daba de 64 a 67 escaños. También cae, por el denominado «efecto Vox».

COMPARTIR: