CONCILIACIÓN

Cs pide ayudas para las castellano-manchegas que tengan que reducir su jornada laboral

David Muñoz, diputado de Cs en las Cortes de Castilla-La Mancha David Muñoz, diputado de Cs en las Cortes de Castilla-La Mancha

Ciudadanos en Castilla-La Mancha ha pedido que el Gobierno regional adopte medidas en favor de la igualdad entre hombres y mujeres en el mercado laboral, de forma que si una mujer se ve abocada a reducir su jornada laboral por cuidado familiar, pueda recibir una ayuda "para paliar la pérdida de ingresos económicos que ello supone".

En una conferencia de prensa previa a la Comisión de Igualdad que se ha celebrado este miércoles en las Cortes, el diputado de Cs en el parlamento autonómico David Muñoz ha explicado que la crisis de la COVID-19 ha afectado a la igualdad de género, ya que "ha puesto más en evidencia la inmensa desigualdad que existe en la sociedad" y ha advertido de que "si no se pone freno, las mujeres estarán peor que antes y pueden ser las grandes perdedoras de esta pandemia".

Así, ha considerado que la COVID-19 ha afectado en tres ámbitos a la mujer, uno de ellos el de la salud, en la violencia de género y el tercero, por la sobrecarga de las tareas del hogar, ya que ha señalado que mayoritariamente, son las mujeres quienes llevan el cuidado de niños o mayores y dependientes.

En este punto, ha explicado que las propuestas de Cs en el ámbito de la igualdad se basan en ayudas para aquellas mujeres que se vean obligadas a la reducción de su jornada laboral, "para paliar la pérdida de ingresos económicos que ello supone".

Según ha explicado el diputado de Cs, las ayudas van enfocadas en dos líneas, una ayuda para la empresa donde está contratada, de modo que las empresas puedan contratar a otra persona que supla la jornada de la mujer que pide la reducción; y por otro lado, ayudas para la contratación de cuidadores para niños y personas dependientes.

"Creemos que es ahí donde está una de las principales brechas u obstáculos de la mujer para acceder en igualdad de condiciones al mercado laboral", ha apuntado Muñoz.

En cuanto a la violencia de género, ha señalado que, según datos del Instituto de la Mujer, desde que se declaró el estado de alarma hasta el 15 de abril, las llamadas al teléfono de atención a las víctimas de violencia machista han aumentado un 48 por ciento, y las consultas online se han multiplicado por 7.

Por ello, ha abogado por proporcionar soluciones habitacionales para las mujeres víctimas de violencia de género en previsión de que se pueda producir un rebrote, para que no tengan que "verse abocadas a convivir con sus agresores".

Compartir