NATURALEZA

Seis investigados por la manera con la que intentaban cazar aves en Ciudad Real

La Guardia Civil de Ciudad Real ha localizado varias trampas de caza de aves fringílidas en la zona de Montes Norte, procediendo a la investigación de seis personas por estos hechos.

Durante la pasada semana, agentes del servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona) de la Guardia Civil de Ciudad Real, culminaron las investigaciones en relación con la investigación de seis personas que se encontraban cazando de forma ilegal fringílidos en varios parajes de nuestra provincia, concretamente en la zona de Montes Norte, ha informado la Benemérita en nota de prensa.

Primeras indagaciones

La primera investigación se desarrolló en Piedrabuena, donde se tuvo conocimiento de que varios vecinos ofrecían por internet la venta de aves fringílidas.

Tras comprobar los hechos, los agentes pudieron identificar a varias personas y posteriormente iniciaron un dispositivo de servicio ,momento en el que localizaron varias redes japonesas y demás artes ilegales para la captura de fringílidos.

También utilizaban ramas de junco impregnadas de liga. Los presuntos autores colocaban a modo de reclamo tres teléfonos móviles, un altavoz con dispositivo de memoria con la grabación del canto de jilgueros y dos jaulas con un jilguero cada una a modo de reclamo igualmente.

Segunda fase de la investigación

La segunda investigación se desarrolló en los alrededores del Parque Nacional de Cabañeros, donde tras efectuar varios apostaderos se localizaron a varias personas que estaban capturando jilgueros con liga en una zona del río donde es habitual que las aves van a beber. Los investigadores lograron la recuperación de varios de ellos e incautaron algunos efectos que utilizaron para la comisión del hecho delictivo.

Finalmente, los guardias civiles procedieron a la investigación de seis personas como presuntos autores de un delito relativo a la protección de la flora, fauna y animales domésticos, tipificado en los artículos 335 y 336 del vigente código penal.

El Seprona de la Guardia Civil como policía judicial medioambiental específica es la unidad especializada en la protección, conservación del medio natural, y dentro del marco competencial establecido en la Ley, la encargada de la investigación de esta tipología delictiva.

Esta actuación se enmarca dentro de las actuaciones de protección de los espacios naturales y hábitats de nuestra región, labor que de forma continua y eficiente es desarrollada en defensa de la normativa reguladora del medioambiente, fomenta con ello el respeto a la biodiversidad y a la conservación de los hábitats.

Compartir
Update CMP