BUSCABA SATRISFACER UNA NECESIDAD BÁSICA

Fantástica excusa sexual de un hombre de 40 años para saltarse el confinamiento

Hay gente para todo. Y algunos con demasiada imaginación cuando se trata de buscar excusas para justificar el incumplimiento de las normas. Es el caso del hombre de unos 40 años, vecino de Murcia, que ha alegado que buscaba satisfacer la necesidad básica de practicar sexo con su pareja cuando trataba de saltarse el cierre perimetral en la ciudad de Alicante.

El hombre fue multado sobre las 10 horas en el acceso sur de Alicante, a la altura de la avenida de Elche, cuando la policía local detuvo un autobús procedente de Murcia para comprobar si los pasajeros cumplían con las excepciones para llegar a Alicante, donde hay un confinamiento perimetral entre el viernes y lunes por la mañana para frenar los contagios de la covid-19.

Según han relatado a Efe fuentes policiales, los agentes informaron a este hombre de que no cumplía las excepciones para entrar a la ciudad y el pasajero respondió que había leído en la prensa, incluso mostró un recorte de periódico, que “las necesidades básicas del ser humano son una excepción”.

Y prosiguió que iba a encontrarse con su pareja, a la que hacía más de un mes que no veía, con la intención de mantener relaciones sexuales ya que, según trató de convencer a los agentes, el sexo es una “necesidad básica, como el comer”.

Los policías le aclararon que esa situación no se halla dentro de las excepciones recogidas en la normativa y que no le podían dejar entrar a Alicante, por lo que se le sancionó y bajó del autobús, lo que obligó a que vinieran desde Murcia (a unos 80 kilómetros) para recogerlo, sin llegar a ver a su pareja.

Compartir