EL PSOE ESTÁ POR LA LABOR Y LO RAZONA

La ambiciosa propuesta del PP contra las esperas en la sanidad de Castilla-La Mancha

Vicente Tirado
Vicente Tirado

El PP ha registrado de nuevo una proposición de ley de tiempos máximos de espera sanitaria que incluya que en los servicios de urgencia, en ningún caso, se espere más de dos horas la decisión médica de alta o ingreso, así como un máximo de dos días de espera para recibir atención primaria.

Así lo ha anunciado en rueda de prensa el secretario general del PP de Castilla-La Mancha, Vicente Tirado, quien ha asegurado que "el tiempo es determinante" y que "lo más importante es hacerla ya".

Tirado ha recordado que el PP ya propuso una ley de tiempos máximos que pedía un máximo de 20 días en pruebas diagnósticas, 30 para consultas externas y 90 en cirugía no urgente, la cual fue desestimada por el Gobierno regional.

Por ello, el PP volverá a registrarla con estos dos añadidos para Urgencias y atención primaria.

El secretario general de los 'populares' ha señalado que "nunca" ha habido demora en atención primaria, mientras que ahora hay casos en los que las esperas llegan hasta los 40 días para "una simple analítica".

"Cada día que pasa sin aprobarse esta ley es daño que el Gobierno regional está infringiendo a los castellano-manchegos", ha afirmado Tirado, quien ha pedido celeridad al Ejecutivo autonómico para decidir si la apoya o no.

Cerca de 100.000 pacientes esperando para ser intervenidos

Ha incidido en que, sin contar la cirugía menor, hay cerca de 100.000 pacientes esperando para ser intervenidos quirúrgicamente o atendidos en el sistema sanitario, en concreto, 96.486 personas que, a su juicio, están viviendo un "drama".

Ha añadido que el PP va a apoyar cualquier propuesta del PSOE o de Podemos que sirva para mejorar esta ley y se ha mostrado esperanzado de que salga adelante "para que, entre todos, hacer de Castilla-La Mancha una región líder y vanguardista".

El PSOE dice que los 'populares' "no aportan nada nuevo"

Por su parte, el Grupo Socialista en las Cortes regionales ha asegurado que la proposición del PP para pedir tiempos máximos de espera sanitaria "no aporta nada nuevo" y ha afeado a los 'populares' que fueran ellos "los que destruyeron esos plazos y la ley que los recogía".



Así ha respondido el diputado regional del PSOE Fernando Mora, que ha recomendado a los 'populares' que pregunten a los profesionales que trabajan en Urgencias si en dos horas se puede solucionar el problema de una persona que llega a este servicio y ha añadido: "Habrá cosas que sí y otras que no".

En este sentido, ha recordado que se ha puesto en marcha un triaje que ha permitido reducir un 70 por ciento el tiempo de espera en Urgencias y ha hecho hincapié en que el Gobierno de Castilla-La Mancha está luchando contra las lista de espera sanitarias.

"En el momento en que hayamos recuperado todas las plantillas y antes de que acabe la legislatura, nos hemos comprometido a poner esos tiempos máximos", ha señalado el parlamentario socialista, para quien se está "avanzando positivamente y recuperando lo perdido".

Mora ha recordado que cuando el PP gobernaba en la región, el PSOE presentó una proposición de ley para exigir el cumplimiento de los plazos y que los 'populares' "la admitieron para derogar los plazos que había y la dieron la vuelta hasta tal punto que se tuvo que votar en contra".

"Esa es su forma de jugar", ha indicado el diputado del PSOE, quien ha recriminado al PP su contribución a las listas de espera al despedir a 3.000 sanitarios y su previsión de echar a 4.000 más con las plantillas horizonte.

En su opinión, "la solución está en el trabajo continuo y diario", aunque ha incidido en que en esta legislatura se han rebajado las listas de espera "prácticamente a la mitad".

Page: "Tenemos las listas de espera más bajas casi de la historia"

Sobre este asunto, el presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, ha defendido que en la actualidad, la región registra "las listas de espera más bajas casi de la historia", si bien ha admitido que ello "no quiere decir que no haya mucha gente esperando".



García-Page, que hoy presidido en Elche de la Sierra (Albacete) la colocación de la primera piedra del futuro centro de salud del municipio, ha recalcado que, en la actualidad, la región cuenta con "las listas de espera más bajas casi de la historia", por debajo de los 100.000 pacientes en espera, mientras que al inicio de la legislatura había 140.000.

Con todo, ha considerado que estos datos "no quiere decir que no haya mucha gente esperando", si bien ha reivindicado que "también hay mucha gente que ahora sabe que se le atiende".

COMPARTIR: