DURANTE EL ACTO PARA CONMEMORAR EL DÍA DE LA CONSTITUCIÓN

Núñez asegura que el PP seguirá trabajando por la "unidad" y la "fortaleza" de España

El presidente del Partido Popular de Castilla-La Mancha, Paco Núñez, ha asegurado este sábado que su partido no va a permitir "que nadie rompa y divida la nación", y ha hecho reiterados llamamientos a "proteger" la Constitución "entre todos" para que siga "sirviendo para mejorar la vida de los españoles y los castellano-manchegos".

Así se ha pronunciado durante su intervención en el acto que ha organizado el partido para conmemorar el Día de la Constitución, que ha comenzado con un mensaje en video de apoyo a la Carta Magna del presidente nacional del partido, Pablo Casado, seguido de la lectura de diferentes artículos de la Constitución a cargo de dirigentes del PP, funcionarios, docentes, concejales o representantes de asociaciones.

Las intervenciones --algunas grabadas y otras en directo desde el Castillo de San Servando de Toledo-- han repasado artículos de la Carta Magna relativos a la educación, la vivienda, la bandera, la unidad o la igualdad, así como el preámbulo, que ha sido leído por el propio Núñez, quien ha dado por finalizado el encuentro con sendos vivas a la Constitución y España, tras los que ha sonado el himno nacional.

Núñez ha asegurado que "el PP se levanta como un garante de la unidad de España y de la defensa del futuro" del país, apoyándose para ello en las comunidades autónomas, los ayuntamientos y la sociedad civil, y ha argumentado que los 'populares' van a seguir "trabajando por la unidad de España, la fortaleza de España y la defensa de la Constitución". "Estaremos unidos siempre frente a ese compromiso común", ha subrayado.

A su juicio, es "una prioridad" defender el Estado de Derecho y los valores del país "en un momento en que hay partidos políticos que están cuestionando la unidad de España, tratando de romper nuestro país y en el que estos partidos están siendo socios de aquellos que gobiernan y que se convierten en cómplices de estos elementos de ruptura".

Frente a ello, ha apostado por "seguir creando espacios de convivencia", también frente a los "desafíos independentistas" para "frenar los ataques", velando por la convivencia social, las instituciones y la defensa de los símbolos nacionales y el estado de las autonomías "y que la presencia de España en la Unión Europea sea una fuente de riqueza y un espacio de fortaleza para todos".

Paco Núñez se ha referido a los "momentos difíciles" que se viven actualmente en España debido a que "algunos pretenden que se rompa la unidad de nuestro país apoyándose en la idea de reformar nuestra Constitución con el único fin de saltarse la ley en beneficio propio", lo que ha considerado una "enorme irresponsabilidad" por parte de aquellos que deben participar "en el esfuerzo colectivo de salvaguardar los derechos y libertades de ciudadanos", calificando de "imprudente e insensato" plantear una reforma de la Constitución.

Así, ha arremetido contra "los que pretenden acabar con la Carta Magna basándose en una interpretación falsaria de la historia de España" para asegurar que la prioridad debe ser "lo que nos une frente a lo que nos separa" y ha reclamado que todos los que se consideran demócratas y creen que esta norma es un "elemento fundamental" de unión sigan reclamando una España "de acuerdos, consensos, diálogos, prosperidad y Constitución".

En este sentido, el dirigente castellano-manchego ha remarcado que el Partido Popular va a seguir defendiendo la Constitución del 78, la que "se ampara en espacios de respeto y tolerancia, la que busca consenso, busca acuerdos y prioriza el futuro de España, su crecimiento, fortaleza y buen rumbo frente a ningún interés, ni partidista o personal".

Tras mostrar su agradecimiento y homenaje a todos los implicados en la elaboración de la Carta Magna --ha citado uno a uno a los padres de la Constitución, los siete ponentes que redactaron el texto--, resaltar el papel del Rey Juan Carlos y el del ex presidente del Gobierno Adolfo Suárez, por liderar la ley de la reforma política durante la Transición, Núñez ha confiado en no tener que "lamentar perder aquello que hoy nos protege".

"Nuestra Constitución no es un problema, es la solución a todos nuestros problemas, no necesitamos una segunda Transición", ha concluido, convencido de que "no habría mayor traición que el de ceder espacios como la unidad de España o la defensa del Estado de derecho" y recalcando que el PP "jamás" estará con aquellos que pongan en cuestión la Constitución.

Compartir