PROPUESTA DE LOS INGENIEROS DE CAMINOS

Así es la autovía M-100, que conectaría varias ciudades como Toledo, Talavera, Ávila o Segovia

José Luis Ábalos, ministro de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana (Mitma) José Luis Ábalos, ministro de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana (Mitma)

El director de Idom y patrono de la Fundación Caminos, Mauricio Gómez Villarino, ha planteado la posibilidad de construir un anillo M-100 que conecte Toledo, Talavera de la Reina (Toledo), Ávila, Segovia, Guadalajara y Tarancón (Cuenca), a cargo de los fondos de recuperación que recibirá España de la UE.

Esta ha sido una de las propuestas concretas que se han recogido en el Sexto Foro Global de Ingeniería y Obra Pública, que organiza el Colegio de Ingenieros de Caminos, Canales y Puertos (CICCP), y que ha clausurado el ministro de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana (Mitma), José Luis Ábalos.

Gómez Villarino ha abogado por dirigir la inversión en obra pública de los fondos europeos al equilibrio territorial, con tres tipos de acciones estratégicas, una de ellas la creación de grandes ejes de desarrollo en los ámbitos de influencia de las metrópolis o zonas periurbanas hasta un radio de 100 kilómetros de la ciudades.

También ha abogado por intervenir en las zonas rurales bien situadas y despobladas y ha puesto como ejemplo la Serranía Celtibérica, "ese gran espacio entre Madrid, Valencia, el País Vasco, Zaragoza y Cataluña", ha dicho.

Como tercera acción estratégica ha propuesto reconstruir la trama actual de las ciudades, basada en la demanda de movilidad en coche privado, orientándola hacia otra con una demanda de movilidad menor gracias al "teletodo", y hacia la peatonalización y los vehículos alternativos.

Compartir