REHABILITACIÓN

El Hospital de Guadalajara aumenta su capacidad de 'camas covid'

El Gobierno de Castilla-La Mancha continúa invirtiendo en distintas actuaciones para que el Hospital Universitario de Guadalajara esté preparado en el caso de que sea necesario habilitar nuevos espacios para la atención a pacientes con patología compatible con Covid-19.

Según ha informado el Sescam en nota de prensa, los últimos trabajos que se han realizado a lo largo del verano han afectado a la Unidad de Día de Geriatría y al área de Rehabilitación, donde se ha procedido a la instalación de gases medicinales para dotar a estas dependencias de oxígeno y facilitar el proceso de habilitar camas, si fuera necesario.

Los trabajos han contado con un presupuesto de 20.000 euros y permiten disponer de hasta 42 nuevos puestos para pacientes agudos en estas dos áreas del hospital, que de este modo están mejor preparadas para contar con más camas de manera inmediata.

No se trata, pues, sólo de atender la demanda asistencial existente, sino de adelantarse previendo necesidades y anticipando soluciones, ha señalado el gerente del Área Integrada de Guadalajara, Antonio Sanz Villaverde.

“Al igual que, durante el peor momento de la pandemia, dispusimos de espacios que finalmente no fue necesario utilizar, ahora de lo que se trata es de estar preparados por si hubiera necesidad", ha indicado Sanz Villaverde, quien ha agregado: "lo mejor que puede suceder es no tener que utilizarlo, pero sí debemos disponerlo”.

Estos trabajos se suman a las obras que ya se han realizado en el hospital en los últimos meses, como las que se llevaron a cabo en los quirófanos de Cirugía Mayor Ambulatoria (CMA), donde se renovó la instalación eléctrica y también se dotó de gases medicinales para poder instalar en esta zona, si fuera necesario, ocho camas para pacientes de la Unidad de Cuidados Intensivos, ampliando así la capacidad de la actual UCI.

También se han realizado en este tiempo trabajos en el paritorio, donde se creó un espacio aislado para la atención a partos en los que la madre tuviera diagnóstico positivo en Covid-19.

Por otra parte, se han realizado mejoras en la planta 7A y se ha actuado en dos habitaciones de la unidad de hospitalización 6A, sustituyendo tabiquería por paneles móviles que permiten la creación de una zona específica con cuatro camas en un espacio de fácil visualización y control, por parte del personal de Enfermería.

Por otra parte, se crearon circuitos diferenciados para el acceso al Hospital por Urgencias, uno para patología respiratoria y otro para patología no respiratoria, y quedó establecido un control de acceso para trabajadores, usuarios y acompañantes con el fin de reducir el tránsito innecesario dentro del hospital y el riesgo que conlleva de cara a la expansión de la Covid-19.

Finalmente, se han realizado trabajos en la entreplanta del edificio de hospitalización para ubicar nuevo aparataje, como los respiradores y ventiladores para el uso de la Unidad de Cuidados Intensivos o de la Unidad de Cuidados Respiratorios Intermedios (UCRI), y también se han realizado trabajos para habilitar un espacio para la instalación de la máquina TMA, un equipo que se suma a la PCR y que se emplea para el diagnóstico por biología molecular del coronavirus ofreciendo un procesamiento más inmediato y automatizado de las muestras.

Por otra parte, en el ámbito de la Atención Primaria, también se han realizado actuaciones con el objetivo de adaptar los centros a la nueva situación planteada por el Covid-19, entre las que destaca la adecuación de una consulta en el Servicio de Urgencias de Atención Primaria de Los Manantiales, para la que el Gobierno regional ha destinado 5.395 euros.

El centro de salud de Atienza también ha sido objeto de trabajos de adaptación, habiéndose adecuado una consulta para la atención a Covid-19, además de procederse a la instalación de climatización por un valor que asciende a 4.500 euros. 

Compartir
Update CMP