22 de octubre de 2019
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google+
Buscar
Publicidad Suscripción al boletín

CONFEDERACIÓN HIDROGRÁFICA DEL GUADIANA

Agricultores de la región alzan la voz por una decisión que hace peligrar sus cultivos

El consejero de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo, ha criticado que la Confederación Hidrográfica del Guadiana (CHG) haya acordado aplicar más restricciones a los regantes castellanomanchegos que los de otras zonas regidas por el organismo de cuenca.

"No puede ser que la Confederación Hidrográfica del Guadiana aplique mayores restricciones a los regantes de nuestra región que a los de otros lugares", ha afirmado Martínez Arroyo en relación a la votación que ha habido hoy la Junta de Gobierno de la Confederación Hidrográfica del Guadiana (CHG) en la sede central del organismo en Badajoz, según ha informado en una nota la Junta de Comunidades.

Martínez Arroyo, que ha hecho estas manifestaciones antes de participar en la asamblea anual de Asaja de Cuenca, ha añadido que del regadío "depende el futuro de muchas familias y el futuro del sector económico más importante de nuestra región que aporta el 14 por ciento de nuestra riqueza en el Producto Interior Bruto (PIB) autonómico".

El titular de Agricultura ha apuntado que el Ejecutivo autonómico y los regantes de Castilla-La Mancha "están en clara minoría" en la Junta de Gobierno de la CHG.

Por ello, aunque han votado en contra de las restricciones de agua a medio millón de nuevas hectáreas en La Mancha occidental, la CHG "ha decidido seguir adelante y aplicar las nuevas limitaciones", ha lamentado el consejero.

Más recortes de agua

Así, "habrá unos recortes que afectarán, por primera vez, a los agricultores de cultivos hortícolas de la masa de agua de Altomira, la mayoría en pequeñas explotaciones", ha indicado Martínez Arroyo, que ha añadido que "lo más preocupante", es "que no aprobará ni una sola nueva concesión, ni para los nuevos jóvenes agricultores que se acaban de incorporar gracias a las ayudas de la Junta".

Con esta decisión, "se ponen en riesgo cultivos tan sociales como el melón, la sandía, el pimiento, la cebolla o el ajo morado de Las Pedroñeras, que crean mucho empleo en La Mancha occidental y que vienen manteniendo una de las zonas con más población de la comunidad autónoma, vinculada a la agricultura", ha añadido.

Los municipios afectados por las restricciones de uso de aguas subterráneas en la masa de Altomira del Alto Guadiana pertenecen a las provincias de Cuenca, Ciudad Real y Toledo, en La Mancha occidental.

Las zonas más perjudicadas

La más perjudicada por estas restricciones será la provincia de Cuenca los municipios afectados son La Alberca de Záncara, Alcázar del Rey, Alconchel de la Estrella, Montalbanejo, La Almarcha, Almendros, Almonacid del Marquesado, Atalaya del Cañavate, Barajas de Melo, Cañada Juncosa, El Cañavate, Casas de Benítez, Casas de Fernando Alonso, Casas de Guijarro y Castillo de Garcimuñoz.

También afecta a La Hinojosa, El Hito, Huelves, Monreal del Llano, Osa de la Vega, Paredes, Pinarejo, El Pedernoso, Pozorrubio, Puebla de Almenara, Rada de Haro, Saceda-Trasierra, Santa María del Campo Rus, Santa María de los Llanos, Sisante, Tarancón, Torrubia del Castillo, Tribaldos, Vara del Rey, Vellisca, Villamayor de Santiago, Villar de Cañas y Villar de la Encina.

El resto de municipios conquenses afectados son Villarejo de Fuentes, Villarrubio, Uclés, Rozalén del Monte, Saelices, Hontanaya, Tresjuncos, Fuentelespino de Haro, Villalgordo del Marquesado, Los Hinojosos, Villaescusa de Haro, Honrubia, Carrascosa de Haro, Belmonte, Mota del Cuervo, Las Pedroñeras, San Clemente, Casas de Haro, Pozoamargo y Tébar.

En la provincia de Ciudad Real, los recortes en las dotaciones afectarán a Alcázar de San Juan, Campo de Criptana y Pedro Muñoz, y en la provincia de Toledo a Miguel Esteban, Quero, Quintanar de la Orden, El Toboso, Villanueva de Alcardete.

Martínez Arroyo ha explicado que estas restricciones llegan a Castilla-La Mancha "con el agravante de que el Ministerio de Agricultura sigue sin aprobar compensaciones por la sequía en el Alto Guadiana".

Es una reiterada demanda del Gobierno regional "para que se declare un Decreto de Sequía en La Mancha, teniendo en cuenta la excepcionalidad del río Guadiana en la subcuenca alta que nada tienen que ver con el caudal del río aguas abajo", ha asegurado.

En cualquier caso, el titular de Agricultura ha insistido en la "mano tendida" al Gobierno de España y a la ministra de Agricultura para que "entre todos" consigamos alcanzar un "pacto social en materia de agua, por encima de territorios y de intereses económicos, pensando en las personas, para que el agua nos ayude a redistribuir la riqueza en nuestro país".

COMPARTIR: