HOMENAJE AL DCTOR GUADALAJAREÑO MARCELINO MELLADO SAIZ

Un médico de Castilla-La Mancha dará nombre a un centro de salud de la Comunidad Valenciana

Imagen de archivo
Imagen de archivo

El ayuntamiento de Orihuela propondrá en los próximos días y de manera oficial a la Conselleria de Sanidad que el nuevo centro de salud del Rabaloche incluya en su denominación al doctor Marcelino Mellado Saiz, nacido el 18 de mayo en 1945 en Salmerón (Guadalajara) y médico en la localidad oriolana desde 1977 y hasta noviembre de 2009, cuando falleció.

"Marcelino era un gran profesional, un gran médico y una gran persona, y sus pacientes le tenían un gran cariño. Les ofrecía un trato personal y cercano, inspirando la máxima confianza en sus certeros consejos y diagnósticos", ha declarado en rueda de prensa el alcalde, Emilio Bascuñana (PP), tras proponer esta iniciativa al resto de portavoces municipales. La madre de Marcelino Mellado, Marcelina Saiz, falleció en el parto y su padre Julián se convirtió en su máximo referente y en el principal impulsor de su carrera médica.

Su vocación surgió al conocer de cerca el oficio, ya que gracias a su padre acompañaba al médico del pueblo en sus visitas a los habitantes de Salmerón. Estudió la carrera en Madrid y la terminó en 1969 con solo 24 años para, después, aprobar las oposiciones a la Sanidad Pública y obtener una plaza como médico del Estado. Su primer trabajo fue en Yebra, donde estuvo seis años como único profesional sanitario mientras que su llegada a Orihuela se produjo en 1977 tras obtener una plaza que se convocaba por concurso.

Mellado eligió Orihuela, entre otras localidades de la Comunitat Valenciana, ya que consideraba que era el lugar adecuado para su desarrollo profesional y el de toda su familia. Desde aquel momento y hasta pocos días antes de su fallecimiento el 24 de noviembre de 2009, víctima de un cáncer de colon, se dedicó en plenitud a su trabajo como médico de familia de la Seguridad Social y a sus pacientes en todos los barrios y pedanías de Orihuela.

"Pensamos que, debido a su profesionalidad y dedicación, el centro de salud debe llevar su nombre", ha dicho el alcalde, quien confía en que este centro de salud, cuya construcción ya ha finalizado después de más de diez peleando por eliminar los barracones en los que se encontraba hasta el momento, esté abierto antes de finalizar este año.

COMPARTIR: