REALIZADAS POR MONITORES DEL IMD

Albacete mantendrá en julio las actividades deportivas al aire libre adaptando los horarios

El alcalde de Albacete, Vicente Casañ, ha animado a la ciudadanía a participar en las actividades deportivas al aire libre que desde hace un mes realizan monitores del Instituto Municipal de Deportes y que se mantendrán durante el mes de julio con horarios adaptados a las temperaturas propias del verano.

Acompañado del vicealcalde, Emilio Sáez, y del concejal de Deportes, Modesto Belinchón, el regidor municipal ha podido comprobar la excelente respuesta a esta actividad que comenzó a realizarse hace cuatro semanas, una vez que fue posible realizar actividades al aire libre, ha informado el Ayuntamiento en nota de prensa.

"Son más de 300 las personas que a diario asisten a estos cursos al aire libre, que son todo un acierto y que han animado a ejercitarse a muchas personas que por unas razones u otras, entre ellas el confinamiento, no lo hacían desde hace meses", ha señalado Casañ.

En julio esta actividad se mantendrá, pero con nuevos horarios adaptados a las altas temperaturas y ya sin franjas diferenciadas para distintas edades.

Así habrá sesiones de gimnasia de mantenimiento al aire libre en los siguientes espacios y con los siguientes horarios: Ejidos del Recinto Ferial (junto al colegio Isabel Bonal) y Parque Lineal (frente a Tráfico): lunes, miércoles y viernes, a las 8.30 y a las 9.30 horas.

A ellos se suman los parques de la Fiesta del Árbol y Abelardo Sánchez: martes y jueves, a las 8.30 y a las 9.30 horas; y el parque Félix Rodríguez de la Fuente: martes y jueves, por las tardes, a las 20.00 horas.

Durante todo el confinamiento, los monitores del IMD han estado ofreciendo sesiones de actividad física a través de las redes sociales, animando a los ciudadanos a hacer ejercicio en casa, hasta que en junio comenzaron a ofrecerse clases al aire libre en los parques con un doble turno, uno reservado para las personas mayores de 70 años y otro para el público en general.

Día tras día, cada vez más personas se han animado a participar en estas clases, que llegan a tener un público fiel. Con las personas mayores se trabaja la movilidad articular, coordinación y equilibrio, mientras que con el resto de usuarios los ejercicios van dirigidos a hacer un trabajo más aeróbico, de tonificación, estiramientos y coordinación, a través de aeróbic y ejercicios sencillos de kickboxing.

Los monitores tratan de adaptar las clases al perfil de usuarios que hay en cada momento, si bien la franja de edad con más presencia se sitúa entre los 40 y 60 años.

Compartir
Update CMP