Preocupación por el brote detectado en una residencia madrileña y que afecta a 47 personas

Familiares de ancianos de la residencia San Marcos de San Martín de la Vega, en la que se ha registrado un brote de coronavirus con 47 casos positivos y un fallecido, han indicado que los internos libres de Covid-19 están siendo derivados a otros centros de la región y desconocen cómo se originaron los contagios, dado que el centro cumplía con todas las medidas de seguridad.

Durante la jornada de ayer y hoy se está procediendo al traslado de los 25 ancianos que han dado negativo de coronavirus a centros de Valdemoro y Ciempozuelos mientras que el Consistorio de la localidad ha demandado a la Comunidad de Madrid un rastreador específico para hacer el seguimiento de los contactos de las personas infectadas.

Amparo, cuya madre es residente y ha dado negativo en las PCR practicadas, ha explicado a Europa Press Televisión que la información transmitida por la residencia es que "se encuentra bien" y ha acudido a las puertas del centro para poder trasladarla a su vivienda.

En este sentido y tras incidir en que se está trasladando a otros centros a los residentes no infectadas, ha señalado que piensa que no existirá problema en llevársela a casa pues entiende que ir a otras instalaciones es "mucho caos".

"Están aquí 15 días encerrados, van a otra residencia otros 15, luego vuelven a aquí otros 15 y al final van a terminar con la cabeza hecha polvo. Nosotros preferimos llevárnosla a casa y nos tienen que decir aquí el protocolo a seguir y en principio parece que no habrá ningún problema", ha recalcado.

Esta familiar ha explicado que la residencia ha dado información "siempre" de la situación de los internos y que durante el pico de la pandemia "no hubo ningún contagio", por lo que los ancianos estaban "bien".

No obstante, a lo largo de esta semana se han enterado por el centro de que había un posible caso que fue trasladado al hospital y que se les iba a practicar una PCR, si bien tuvieron las primeras informaciones sobre el brote a raíz del Ayuntamiento, una actuación que entiende que fue "precipitada" porque generó un "susto" al saber que la mitad de los internos, en una residencia de unas 80 personas, estaba contagiado.

Por otro lado, ha indicado que los familiares desconocen "cómo ha podido entrar el virus" a la residencia, que "lo ha hecho todo bien" y cumple con los protocolos de seguridad, como revela el hecho de que conversaran con sus familiares a través de mamparas y que en ningún caso hubiera contacto físico con ellos.

Mariluz es otra familiar y, en su caso, su madre ha dado positivo asintomático pues no tiene fiebre y su estado de salud no presenta cambios. En caso de desplegar síntomas de Covid-19, se le avisaría y se la llevaría al hospital.

A su juicio, ha afirmado que existe buena coordinación con la residencia pero que todos los familiares se han enterado por el Ayuntamiento del rebrote, reconociendo que "no es agradable" conocer así que el 50 por ciento de los internos están afectados pese a entender que "todo ha venido de golpe".

Ahora, le ha traído un teléfono móvil para poder comunicarse con su madre ya que estarán confinados y poder notar así cuál es su estado de ánimo. En este sentido, le han comunicado que los positivos asintomáticos seguirán en el centro y los no contagiados irán a otras residencias cercanas.

Dos rebrotes en el municipio

Al respecto, el portavoz del Gobierno municipal en San Martín de la Vega, Sergio Neira, ha explicado que en el municipio se han notificado hasta la fecha dos rebrotes, uno en un restaurante que afectó a tres personas y que cerró de forma voluntaria inmediatamente y el caso de esta residencia, con un fallecido, tres ingresados y 39 internos contagiados mientras que 25 han dado negativo.

También ha recalcado que durante el pico de la pandemia ninguna de las residencias ha tenido contagios y que son "conocedores" de que se tomaron todas las medidas de seguridad.

La situación era "buena" hasta hace unos días cuando se conoció el resultado de las primeras PCR positivas, dado que siempre han tendido información por parte de la residencia, no así por parte de la Comunidad de Madrid.

Ante este rebrote, Neira ha subrayado que el Consistorio ha "asegurado" la zona para evitar que nadie acceda al recinto y ha aplicado una "recogida independiente de residuos".

"Desconocemos cómo se ha originado el brote", ha añadido para insistir en que están en comunicación y en colaboración constante con la residencia.

Finalmente, el Ayuntamiento ha requerido a la Consejería de Sanidad los datos oficiales para conocer la situación actual de los dos brotes y asigne un rastreador específico para el municipio, algo que es "imprescindible" para hacer seguimiento de "familiares y contactos" de los positivos.

Compartir
Update CMP