REACCIONES TRAS LOS RESULTADOS DE ANDALUCÍA

El PP de Castilla-La Mancha abre la puerta a gobernar con Vox pero el PSOE cree que "no tiene opciones"

Juanma Moreno, candidato del PP a la Presidencia de Andalucía
Juanma Moreno, candidato del PP a la Presidencia de Andalucía

La diputada del PP de Castilla-La Mancha Ana Guarinos ha valorado los resultados de las elecciones andaluzas de este domingo, considerando que han servido para constatar el "hundimiento del PSOE" y que los electores han dicho "'no' a la corrupción y 'no' al cortijo que tenían los socialistas".

En rueda de prensa, ha considerado que se trata de "la antesala de lo que va a suceder en el resto de España y en Castilla-La Mancha". Así, ha aseverado que Pablo Casado sale "ratificado" por los resultados de Juanma Moreno en Andalucía pese a perder escaños.

Además, ha avisado a la "coalición de extrema izquierda" en Castilla-La Mancha que "se prepare", porque en el mes de mayo también habrá "un vuelco" en la Comunidad Autónoma.

"Los andaluces han dicho 'no' a los enemigos de la unidad de España y han dicho 'sí' a los amigos de España. Esa es la principal lectura que hay que hacer de los resultados", ha afirmado.

Preguntada sobre un hipotético apoyo de VOX para que el PP gobierne en Andalucía, ha dicho que los 'populares' estarían dispuestos a hablar "con todo el mundo" menos con los "enemigos de España", en referencia a Podemos.

En este punto, ha considerado a VOX como un partido "que defiende la unidad de España", por lo que se puede "llegar a acuerdos y gobernar con ellos".

Ha asegurado que hay una "diferencia fundamental" entre VOX y Podemos, y es que la formación morada está formada por "radicales de extrema izquierda que están en contra de la monarquía y de España y que vienen a instalar la dictadura del socialismo del siglo XXI".

Otra de las lecturas de Ana Guarinos es que la caída de Podemos se debe a que "ha decepcionado" tras las expectativas generadas.

"Ahora se van a vivir a mansiones con seguridad 24 horas. Los que vinieron a defender a los más humildes se han convertido en el máximo exponente de la casta más casta. En Castilla-La Mancha viven a cuerpo de rey", ha dicho sobre los miembros de Podemos.

Page apuesta por la "centralidad"

Por su parte, el presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, ha defendido que la región se focalizará en "los problemas de la gente y en la centralidad" mientras que otras comunidades autónomas, en referencia a Andalucía y los resultados de las elecciones autonómicas celebradas este domingo en la región andaluza, apuestan "por los polos extremos".

García-Page, durante su intervención este lunes en Toledo en el acto institucional por el Día Internacional de las Personas con Discapacidad, se ha preguntado si en todas las regiones, "y más después de Andalucía", serían capaces de aprobar una norma como la Ley de protección y apoyo garantizado para personas con discapacidad aprobada por el Parlamento castellano-manchego.

En este sentido, ha defendido que esta norma está dentro de "una estrategia pactada" con las organizaciones para la discapacidad, especialmente con Cermi, y ha asegurado que esta es una norma "simbólica". "Aquí queremos apostar por los problemas que tiene la gente y esto ha llevado a una ley que se ha aprobado por unanimidad", ha añadido.

Por el contrario, la secretaria de Organización de Podemos en Castilla-La Mancha y diputada regional, María Díaz, ha atendido a los periodistas en los pasillos de las Cortes para valorar los resultados de las elecciones andaluzas y ha asegurado, en referencia a Emiliano García-Page, que "quien coquetea con Ciudadanos se arriesga a perder el gobierno". Sobre la caída de Adelante Andalucía (la marca de Podemos e IU en la comunidad andaluza) ha reconocido que el "popurrí de marcas, logos y discursos" ha confundido a los votantes, por lo que ha reclamado "volver a nuestro ADN y recuperar nuestro proyecto". 

"Lo que tenemos que hacer en Castilla-La Mancha es trabajar por una estabilidad, por un gobierno progresista tras las próximas elecciones, y eso hay que hacerlo desde ahora y no esperar a mayo", ha finalizado. 

Cs propone "un cambio tranquilo" y el PSOE de CLM se desmarca

 

La portavoz de Ciudadanos en Castilla-La Mancha, Orlena de Miguel, cree que la formación naranja puede crecer a tenor de los resultados cosechados en la cita electoral andaluza de este domingo, al tiempo que ha advertido que "cada vez que hay urnas, el proyecto del partido se ha visto más apoyado".

En declaraciones a Castilla-La Mancha Media recogidas por Europa Press, De Miguel ha celebrado igualmente que los andaluces "han hablado y han dicho que quieren un cambio después de 40 años con el PSOE pensando que Andalucía era su cortijo".

Sobre el auge de VOX, ha apuntado que Cs propone "un cambio tranquilo" ante la "polarización" de posturas más radicales.

La portavoz del PSOE de Castilla-La Mancha, Cristina Maestre, ha avisado al PP de la región que los resultados registrados en los comicios andaluces no son extrapolables a la Comunidad Autónoma, al tiempo que ha criticado que ahora, pese a que los 'populares' han sacado el peor dato de su historia, sí defienda un pacto de perdedores para formar Gobierno cuando tanto lo han criticado en territorio castellano-manchego.

En todo caso, ha reparado en que el PSOE ha ganado las elecciones andaluzas aunque no con el resultado esperado, y serán los socialistas andaluces los que tengan que hacer "un análisis" de un resultado "que no ha sido favorecedor".

Ha puesto el acento en que todos los partidos tienen que reflexionar ante el dato de abstención, cercano al 40 por ciento. "Es para hacérnoslo mirar todos", ha dicho, enfatizando que esta cifra "favorece a la derecha".

Maestre ha considerado que en Castilla-La Mancha los electores aún tienen muy reciente que la pasada legislatura "hubo un Gobierno del PP que hundió a la región y dejó a muchos ciudadanos en la cuneta".

La dirigente socialista ha querido marcar distancias con la situación del PSOE andaluz, aseverando que los socialistas castellano-manchegos tienen un partido "renovado" y con una situación interna distinta a sus vecinos del sur. Así, ha apuntado a la "desafección" en Andalucía debido a problemas propios como el paro, la inmigración o el caso de los EREs. Por contra, el PSOE de Castilla-La Mancha "tiene un proyecto sólido, sin desgaste y que trabaja por los ciudadanos".

También ha tenido palabras para referirse al auge de VOX, indicando que, sobre todo debido a la ley electoral, no tiene opción de entrar en las Cortes regionales. "El voto en Castilla-La Mancha es muy rural, quizá en grandes ciudadanos VOX pudiera tener más calado, pero a priori no creo que coseche resultados significativos", ha asegurado.

En la misma línea, el vicepresidente primero del Gobierno de Castilla-La Mancha, el socialista José Luis Martínez Guijarro, ha rechazado también que los resultados en Andalucía se puedan extrapolar a Castilla-La Mancha: "Son realidades absolutamente distintas, a nivel geográfico, sociológico, aunque está claro que el sistema de bipartidismo ha pasado a la historia, hay multipartidismo y, encima, la irrupción de Vox, que ha sorprendido a todo el mundo", ha opinado.

"Es preocupante que la extrema derecha, que llevaba 40 años sin estar en la instituciones, vuelva, y con la fuerza que lo ha hecho", ha valorado Martínez Guijarro sobre los doce diputados de Vox, quien ha admitido que "los aires de Europa han llegado a España y han comenzado por Andalucía".

Además, ha añadido que no se puede comparar "la realidad electoral" de Andalucía y Castilla-La Mancha porque "nosotros sólo tenemos 33 diputados y para acceder al Parlamento se precisa de un porcentaje de voto importante, aunque está en manos de los ciudadanos lo que voten el próximo 26 de mayo", ha subrayado.

COMPARTIR: