ANTE UN PRESUPUESTO QUE "CIERRA LOS OJOS A LA REALIDAD"

El PP de Toledo presenta 13 enmiendas con ayudas a familias, pymes y entidades sociales

La portavoz del PP en el Ayuntamiento de Toledo, Claudia Alonso, ha avanzado este jueves que su formación presentará un total de 13 enmiendas al Presupuesto municipal de 2021, más una a la totalidad para devolver las cuentas públicas, porque, ha dicho, el Gobierno de Milagros Tolón lo ha hecho “cerrando los ojos a la realidad económica que sufre la ciudad y a la situación que se prevé para este año” y, además, "carece de estimaciones sobre la caída de ingresos que traerá consigo la evolución de la pandemia ni el previsible aumento del paro y el descenso de la actividad empresarial”.

Así lo ha explicado Alonso en rueda de prensa, en la que ha detallado que las enmiendas del PP plantean de forma prioritaria ayudas directas y subvenciones a las pymes, a las familias en situación de necesidad y a las entidades sociales de la ciudad. “En momento económico más complicado de la historia de la ciudad, es cuando el Ayuntamiento mayor esfuerzo debe hacer para ayudar a los vecinos y el Presupuesto no contempla las ayudas directas a familias, comercios y autónomos que Toledo va a necesitar”, ha sostenido Alonso, recordando que no puede volver a ocurrir en 2021 lo que en la primera y segunda ola, “en las que la alcaldesa ha sido inactiva en materia de ayudas”.

Las enmiendas del PP, ha apuntado, reclaman utilizar los 6 millones de remanentes únicamente para ayudas directas “porque el dinero que pagando muchos impuestos hemos ahorrado los toledanos y que hemos conseguido que no se lleve Pedro Sánchez, debe revertir ahora servir para paliar los efectos de la crisis, y no para proyectos que solo sirvan para que algunas se hagan fotos”.

Entre las propuestas del Grupo Popular, está la creación de una tarjeta familia para sufragar gastos esenciales de aquellas familias cuyos miembros se encuentran en ERTE o cuyos ingresos se hayan visto reducidos sensiblemente; conceder ayudas directas a aquellos solicitantes del IMV a los que no se les haya concedido; incremento de las ayudas becas-comedor y becas para CAI; y un incremento de las subvenciones nominativas a entidades sin finalidad de lucro, como el Banco de Alimentos, Cáritas y Cruz Roja.

Asimismo, como ha apuntado la portavoz popular, el PP solicita un aumento de la subvención prevista al fomento del pequeño comercio minorista así como ayudas específicas a la hostelería, al sector turístico, al del taxi, al cultural, y a aquellos que han sufrido una grave merma económica de sus ingresos derivado de la pandemia.

Para dotar de presupuesto estas propuestas, el PP plantea reducir drásticamente “gastos suntuosos” entre los que, según ha explicado Alonso, están “las partidas para locomoción del Equipo de Gobierno, gastos del Gabinete de Alcaldía y los 300.000 euros que se han reservado para la Oficina del Vicealcalde” una cantidad, ha dicho, “que no necesita, teniendo en cuenta que en la misma Oficina del Ayuntamiento de Madrid tiene solo 6.000 euros presupuestados”. “Ese dinero debe ir a las familias y a las empresas que están en dificultades”, ha apuntado.

Igualmente Alonso ha aclarado que su grupo plantea destinar más fondos a esas ayudas directas para reactivar el comercio, hostelería, turismo y la cultura reduciendo en parte el 1,5 millones de euros de la partida presupuestaria destinada a fiestas en barrios, ya que “hay que ser realista y este año no van a poder celebrarse con la normalidad del pasado”.

“Somos conscientes de que este año la situación es muy diferente y hay prioridades a las que destinar el Presupuesto, pero la ciudad tampoco puede parar y por eso hemos elaborado también una serie de enmiendas para mejorar la inversión en obras y servicios”, ha adelantado Alonso, entre los que ha citado algunas destinadas a mejorar la pavimentación de vías públicas, a mejoras en parques e instalaciones deportivas, a la construcción del Centro de Mayores de Buenavista y la pasarela que una La Legua y Valparaíso.

Compartir