VERTIDOS DE AGUAS RESIDUALES NO DEPURADAS

Denuncian contaminación grave por vertidos ilegales en el río Sorbe en la Sierra Norte de Guadalajara

Río Sorbe. Imagen de archivo Río Sorbe. Imagen de archivo

La asociación AEMS-Ríos con Vida ha denunciado que está habiendo contaminación por vertidos en el río Sorbe, en la Sierra Norte de Guadalajara, debido a los vertidos que se están haciendo desde municipios de la zona.

La denuncia se basa en un Informe publicado por esta asociación, que demuestra "la grave contaminación del río Sorbe por el vertido ilegal de aguas residuales urbanas no depuradas" desde las localidades de Galve de Sorbe, Cantalojas y Valverde de los Arroyos, las tres en el Parque Natural de la Sierra Norte de Guadalajara, según ha asegurado en una nota de prensa AEMS-Ríos con Vida.

Asimismo, ha indicado que ya ha reclamado a todas las administraciones implicadas soluciones urgentes a este problema de contaminación "que está ocasionando un severo deterioro del estado ecológico del ecosistema fluvial".

Según la asociación, esta situación "está afectando especialmente a una fauna acuática con valor e interés de conservación reconocidos en la normativa ambiental de la zona, inscrita en el espacio protegido del Parque Natural de la Sierra Norte de Guadalajara y dentro del ZEC-ZEPA Sierra de Ayllón de la Red Natura 2000".

AEMS-Ríos con Vida ha explicado que en su informe se analiza esta problemática ambiental y se proponen posibles soluciones.

Fortísimo impacto

En este sentido, ha señalado que el informe demuestra "el fortísimo impacto" que tienen en el río estos vertidos y revela que ninguno está autorizado por la Confederación Hidrográfica del Tajo (CHT), lo que implica que "son completamente ilegales, y encima se están produciendo de forma directa, sin el menor tratamiento de depuración, con un retraso de más 14 años sobre la obligación legal establecida", ha subrayado la asociación.

También ha advertido que "el problema de contaminación seguramente es aún más serio de lo que muestran los datos disponibles y analizados en el informe", debido a la creciente escasez e irregularidad de las precipitaciones por el cambio climático.

Debido al cambio climático "hay unos estiajes cada vez más duros" y además "el aumento de los vertidos en verano por la afluencia de turistas y población flotante, está provocando un impacto cada vez mayor sobre la calidad del agua y el estado ecológico de estos ríos", ha apuntado AEMS-Ríos con Vida.

También ha avisado de que no solo se está perjudicando al medio ambiente fluvial, "sino que también se pone en riesgo la salud de las personas, tanto por la posible incidencia en el abastecimiento de agua de las poblaciones, a cargo de la Mancomunidad de Aguas del Sorbe, como para los simples bañistas que acuden al río aguas abajo de los puntos de vertido".

Por ello, exige "que se solucione urgentemente esta lamentable situación, para que el incomparable ecosistema fluvial del río Sorbe, emblema del Parque Natural de la Sierra Norte de Guadalajara, recupere cuanto antes su antiguo equilibrio y esplendor".

Compartir