VIAJABAN DESDE EL SUR DE LA PENÍNSULA

Detienen a dos toledanos con un arsenal de droga tras darse a la fuga en un control

Agentes de la patrulla fiscal y de fronteras de la Guardia Civil han detenido en la A-5 en el término municipal de San Pedro de Mérida (Badajoz) a dos jóvenes vecinos de Toledo que circulaban en un vehículo con 4,5 kilos de hachís y 100 gramos de cocaína.

El suceso ha tenido lugar en la madrugada del pasado día 31 de diciembre, cuando los agentes han establecido un punto de verificación de sustancias estupefacientes en la carretera A-66 en el término municipal de Calzadilla de los Barros (Badajoz).

En el dispositivo, el conductor de un vehículo al percatarse de la presencia policial hace caso omiso a las señales luminosas que le realizan los agentes, aumentando la velocidad y emprendiendo la huída.

Pasado aviso a la Central Operativa de Servicios, ésta coordina a las patrullas existentes para la localización del vehículo, que fue interceptado en la A-5 en el término municipal de San Pedro de Mérida, momento en que los ocupantes del mismo arrojan una mochila por la ventanilla que contenía en su interior 4,5 kilos de hachís distribuidos en tabletas y una bolsa con 100 gramos de cocaína en roca.

De dicha droga se obtendrían 18.400 dosis en el mercado ilícito, según informa en nota de prensa la Guardia Civil, que añade que tras ser puestos a disposición judicial los dos detenidos ha sido decretado el ingreso en prisión de uno de ellos.

Con la actuación en cuestión, la Guardia Civil ha impedido que la droga intervenida, procedente del sur de la península, fuera transportada hacia Toledo, lugar de residencia de los detenidos, para su supuesta distribución y venta.

COMPARTIR: