RUEDA DE PRENSA DEL CONSEJERO DE SANIDAD

Castilla-La Mancha resalta la "tremenda" diferencia entre la primera y la segunda ola

El consejero de Sanidad, Jesús Fernández Sanz, que ha comparecido este lunes en la Comisión de Economía de las Cortes para desgranar el presupuesto que manejará su departamento el próximo 2021, ha asegurado que tras resultar "muy azotados" por el COVID-19 en la primera oleada, el Gobierno de Castilla-La Mancha "ha aprendido" y ha conseguido "cambiar los datos".

"Un total de 17.000 personas resultaron contagiadas en la primera oleada, ahora hay cerca de 70.000. Mientras en la primera ingresaron hasta cerca de 4.000 personas, 400 de ellas en UCIs, ahora, y pese a tener cuatro veces más de casos, solo tenemos ingresadas 500 personas, 40 de ellas en UCI", ha destacado el consejero, que ha insistido en que "la diferencia es tremenda".

Y es que, según ha asegurado el titular regional de Sanidad, el sistema sanitario de la región, "fruto del esfuerzo del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha", está capacitado para disponer de 5.192 camas operativas de hospitalización, 433 puestos de pacientes críticos con respirador y 75 de pacientes críticos sin respirador.

"A eso se suman más de 675 personas que se dedican a rastrear, más del 25 por ciento del personal humano dedicado a la Atención Primaria, y la formación que estamos dando a los rastreadores", ha defendido el consejero, que ha añadido que, además de haber formado a 130 rastreadores del Ejército, en estos momentos hay 1.127 profesionales que se han formado en rastreo y que están en "cantera", por si fueran necesarios.

"Inmersos en la batalla contra el COVID hemos invertido más de 400 millones de euros en este 2020, 153 para el capítulo de personal, 217 en el de material y 30 millones en equipamiento, cuatro de ellos para test diagnósticos", ha recordado.

Dicho esto, ha añadido que en recursos humanos el Gobierno castellano-manchego ha contratado en este tiempo de pandemia a un total de 9.223 profesionales --354 facultativo, 3.155 de personal de Enfermería y 2.000 técnicos-- lo que supone el 36 % de la plantilla total del Sescam.

Por ello, ha asegurado Castilla-La Mancha es la región que "más ha contratado en términos relativos y la segunda en términos absolutos, solo por detrás de Madrid", que presenta ocho millones de habitantes.

De ahí que haya insistido en remachar que la diferencia entre la primera oleada y la segunda "es tremenda" porque el Ejecutivo "ha aprendido y ha ejecutado presupuesto".

Así las cosas, el consejero ha recordado el esfuerzo realizado a la hora de adquirir la vacuna antigripal en Castilla-La Mancha, pues siguiendo las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud, ha adquirido 420.000 dosis por un importe de 2.616.432 euros, lo que supone un incremento de más de un 25 por ciento de las dosis y 1,5 millones de euros más con respecto al importe destinado a tal efecto en el ejercicio 2019.

"Decir que no hay vacunas suficientes es alamar a la población, y no le viene a nadie bien", ha reprochado Fernández Sanz al portavoz del PP en dicha Comisión de Economía, Juan Manuel Moreno Moya, al que le ha afeado el "tono demagógico" que, a su parecer, ha usado durante su intervención en dicha Comisión.

Esta "demagogia", ha finalizado lamentando el titular regional de Sanidad, ha llevado al parlamentario del PP "a no centrarse en lo importante", que eran las cuentas del 2021.

Compartir