20 de octubre de 2019
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google+
Buscar
Publicidad Suscripción al boletín

IMPORTANTES DAÑOS EN LA LOCALIDAD TOLEDANA

El alcalde de Mora pide la declaración de zona catastrófica tras el temporal de este domingo: "Ha sido lo nunca visto"

Emilio Bravo, alcalde de la localidad toledana de Mora. Foto: Óscar Huertas
Emilio Bravo, alcalde de la localidad toledana de Mora. Foto: Óscar Huertas

El alcalde de la localidad toledana de Mora, Emilio Bravo, ha avanzado este lunes que propondrá solicitar la declaración zona catastrófica en esta localidad toledana que, en plena celebración de sus fiestas, se ha visto afectada este domingo por el último episodio de gota fría.

En declaraciones a Efe, el regidor municipal ha explicado que el municipio se encontraba celebrando su feria y fiestas en honor al Cristo de la Veracruz -que comenzaron el sábado 14- cuando se vio sorprendido por los efectos de la gota fría, que dejó importantes desperfectos en la localidad.

Bravo ha matizado que no fue tanto lo que llovió en Mora, como el agua que bajó de la sierra, que dejó negocios, viviendas y garajes inundados y las calles como "ríos".

"Yo nunca había visto algo parecido", ha asegurado el alcalde, quien ha detallado que el centro del pueblo se encontraba lleno de chiringuitos y atracciones "que se iban flotando en el agua" y que fueron "momentos complicados" porque "los coches chocaban y se amontonaban" y la gente estaba "asustada".

El alcalde ha señalado que las inundaciones obligaron a suspender las actividades previstas para el domingo y ha hecho hincapié en que la noche ha sido "dura" porque no han parado de quitar barro.

Ha indicado que las tareas de limpieza continúan este lunes y ha incidido en que las fiestas siguen hasta el viernes, día 20, por lo que en Mora se están empleando a fondo para intentar dejar todo a punto para esta tarde y poder continuar con el programa de actos previsto.

Además, ha mostrado su agradecimiento a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, Policía Local, Bomberos, Protección Civil, trabajadores del Ayuntamiento y vecinos que han participado en las labores y ha agregado que, aunque la noche ha sido "larga" y están "cansados", estar arropado por tanta gente "te hace coger fuerza".

Echar una mano

Bravo, que ha lamentado lo sucedido y ha dicho que fue algo "anormal", ha destacado que la preocupación ahora es "dejar limpio el pueblo e intentar calmar, en la medida de lo posible, a las personas que han sufrido daños", a la vez que ha avanzado que pedirá a las administraciones regional y nacional que "echen una mano" a los afectados.

En este sentido, ha informado de que a lo largo de este lunes mantendrá una reunión con el consorcio de seguros para valorar los desperfectos y otra con la Junta de Portavoces y ha adelantado que propondrá solicitar la declaración de zona catastrófica para intentar ayudar a los propietarios de viviendas, garajes, coches y negocios, especialmente casetas y atracciones de feria, que se han visto afectados.

Asimismo, Emilio Bravo ha confiado en que el tiempo mejore y permita a los morachos disfrutar de los días de fiesta que quedan.

COMPARTIR: