14 de octubre de 2019
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google+
Buscar
Publicidad Suscripción al boletín

EL SOCIALISTA PABLO BELLIDO EJERCERÁ COMO PRESIDENTE DE UN PARLAMENTO EN EL QUE SE ESTRENA CIUDADANOS

Arranca la X Legislatura en las Cortes de Castilla-La Mancha con un llamamiento al "rigor, moderación, respeto y amabilidad"

La legislatura de la mayoría absoluta del PSOE de Page está en marcha. Y arranca con la incógnita del tipo de oposición que le hará Ciudadanos, que debuta en las Cortes, tras el pacto alcanzado con los socialistas para repartirse el poder municipal. El PP de Paco Núñez, con solo 10 diputados, afronta cuatro años de rearme. El socialista Pablo Bellido, con el apoyo naranja, ha sido elegido presidente del Parlamento y su primer discurso ha estado plagado de referencias al diálogo y al consenso.

 

Este miércoles 19 de junio de 2019 ha arrancado la X Legislatura en las Cortes de Castilla-La Mancha. Tras las elecciones autonómicas del pasado 26 de mayo, el Parlamento ha echado a andar con la toma de posesión de los 33 diputados elegidos por los castellano-manchegos en las urnas. El PSOE, que la perdió en 2011, vuelve a tener mayoría absoluta con 19 escaños y, en la oposición, tendrá a los 10 parlamentarios del PP y a los 4 de Ciudadanos, partido que estrena representación en el toledano Convento de San Gil. 

Como prolongación del acuerdo regional firmado entre socialistas y naranjas, que compartirán gobierno en ciudades como Albacete, Ciudad Real y Guadalajara, además de en varias diputaciones provinciales, los cuatro parlamentarios regionales de Ciudadanos han votado en la sesión constitutiva al candidato del PSOE, Pablo Bellido, como presidente de las Cortes de Castilla-La Mancha, que ha sido elegido en primera vuelta con mayoría absoluta gracias a los 23 apoyos cosechados. Los 10 diputados del PP, por su parte, han introducido en la urna dispuesta a tal efecto a su propia candidata, Ana Guarinos, que finalmente ocupará la vicepresidencia segunda de la Mesa. Como vicepresidenta primera ha sido seleccionada la socialista Josefina Navarrete, en este caso con el único apoyo de su grupo, ya que Ciudadanos ha votado en blanco. 

A cambio del apoyo de Ciudadanos para convertir al socialista Pablo Bellido en presidente, el PSOE ha cedido 7 de sus votos al partido naranja durante la votación para elegir a los dos secretarios del Parlamento. Así, el diputado regional del PSOE Ángel Tomás Godoy y el parlamentario de Ciudadanos David Muñoz se han convertido en los secretarios primero y segundo de la Mesa de las Cortes, con 12 votos y 11 votos, respectivamente.

Una vez constituida la Mesa, los 33 diputados han tomado posesión de su cargo ante un ejemplar de la Constitución y sin salirse ni un ápice, ninguno de ellos, de la fórmula elegida: "Juro/prometo acatar la Constitución y el Estatuto de Autonomía, y ejercer el cargo de Diputado/a lealmente, en defensa de los intereses de Castilla-La Mancha". De los 19 parlamentarios del PSOE, solo Emiliano García-Page, Pablo Bellido y Ángel Tomás Godoy han jurado, mientras que los 16 restantes han optado por la promesa. Los 10 representantes del PP han jurado y en Ciudadanos ha habido división a partes iguales: Carmen Picazo y Úrsula López han optado por el juramento pero Alejandro Ruiz y David Muñoz han prometido.

Minutos antes del arranque del pleno, que ha comenzado poco después de las 11 de la mañana, los 19 diputados socialistas han sido los primeros en acceder al salón. Lo han hecho todos juntos y comandados por Josefina Navarrete, una de las pocas veteranas en un grupo parlamentario muy renovado. En la pasada legislatura, Navarrete fue secretaria primera de la Mesa del Parlamento autonómico y en la actual ejercerá como vicepresidenta primera, por lo que será figura clave para los socialistas junto al presidente del grupo, el veterano Fernando Mora, que ha sido el encargado de arrancar la sesión como presidente de la Mesa de Edad, donde ha estado acompañado por las dos diputadas más jóvenes, las 'populares' Carolina Agudo y María Roldán.

Con el PSOE ya en su bancada han comenzado a llegar de manera escalonada los diez diputados del PP, que tendrán como presidente parlamentario a Paco Núñez y como portavoz a Lola Merino. Los últimos en acceder al salón de plenos han sido los cuatro parlamentarios del partido debutante, Ciudadanos. Han tomado la iniciativa Alejandro Ruiz, que será presidente del grupo naranja, y David Muñoz, que han optado por colocarse en la bancada de la derecha, debajo del PP y enfrente del Gobierno y del PSOE. Carmen Picazo (que será portavoz) y Úrsula López, que durante unos segundos que han perdido de vista a sus compañeros y no tenían muy claro dónde debían sentarse, finalmente les han localizado y se han unido a ellos. 

Pablo Bellido hace un llamamiento al diálogo

 

En su primer discurso como presidente de las Cortes de Castilla-La Mancha, el guadalajareño Pablo Bellido (1976) ha hecho un llamamiento a todos los grupos para que el diálogo sea la tónica general durante la legislatura. Así, ha dicho que su deseo es que los castellano-manchegos "se puedan sentir orgullosas del Parlamento" y, para ello, ha apelado a valores como "rigor, moderación, respeto y amabilidad". 

"Contraemos el deber material de anteponer los intereses de la tierra y de sus gentes a cualquier otro, ya sea partidario o personal", ha añadido Bellido, que ha recordado que el parlamentarismo cosiste en "hablar y escuchar" para "impulsar leyes, proyectos y medidas que contribuyan al progreso." En ese sentido, pese a la mayoría absoluta de los socialistas, ha animado a los tres grupos parlamentarios a "buscar consensos", y ha matizado que, aunque haya diferencias entre PSOE, PP y Cs, si todos desean lo mejor para Castilla-La Mancha, se puede "intentar marchar por la senda" que los ciudadanos esperan de sus representantes políticos. "No podemos tener parlamentos bloqueados por posturas intransigentes. Debemos superar esa cultura política reciente que anima al bloqueo y promueve la inestabilidad. La sociedad nos demanda un esfuerzo en esta materia", ha defendido.

Bellido, hombre de la máxima confianza del líder socialista en Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, le ha agradecido la confianza y, pese a la mayoría absoluta con la que va a gobernar en la región, ha insistido en "acercar posturas" para ofrecer respuestas conjuntas en materia demográfica y en la defensa del agua, por ejemplo. El presidente del Parlamento fue alcalde de Azuqueca de Henares (Guadalajara) desde 2007 hasta 2015 y diputado nacional desde 2016. Además, es secretario provincial del PSOE de Guadalajara, donde ha sido el hombre fuerte de Page como contrapeso al sector 'sanchista' en la provincia.

También ha anunciado Bellido que, siguiendo con el legado de su antecesor, el también socialista Jesús Fernández Vaquero, abrirá las puertas de las Cortes a los ciudadanos, entidades y asociaciones castellano-manchegas, con el fin de "servirles para intentar enriquecer el trabajo de esta Cámara". Aquí se va a escuchar a todo el mundo porque las Cortes serán un templo de la tolerancia y el respeto a la pluralidad", ha resaltado.

Ciudadanos hará una "oposición leal" y el PP quiere llegar a acuerdos

El presidente del grupo parlamentario de Ciudadanos en las Cortes de Castilla-La Mancha, Alejandro Ruiz, ha asegurado en declaraciones a los medios de comunicación tras la sesión constitutiva que la formación naranja hará una oposición "leal, honesta y seria" y que tratará de impulsar la unanimidad en los acuerdos. Así, ha incidido en que su partido no llega al Parlamento autonómico para montar "escándalos o circos mediáticos", sino que ha explicado que hará una oposición "desde los despachos" y centrada en la búsqueda de "diálogo" con la intención de llegar a acuerdos.

Ruiz, además, ha valorado el discurso del recién proclamado presidente del Parlamento de Castilla-La Mancha, Pablo Bellido, a quien Cs ha dado sus cuatro votos y del que ha destacado que es una persona "moderada y de consenso". Lo conoce, ha dicho, desde la etapa de Bellido como alcalde de Azuqueca de Henares (Guadalajara), en la que a su juicio demostró que "sabe dialogar" y ha confiado en que cumpla esa premisa en el desempeño de su cargo como nuevo presidente de las Cortes. El abrazo entre ambos cuando Ruiz ha prometido su cargo como diputado ha sido afectuoso y prolongado.

Por su parte, el presidente del PP de Castilla-La Mancha y del grupo popular en las Cortes, Paco Núñez, se ha mostrado dispuesto a llegar a acuerdos en temas "estructurales y positivos" para la región y se ha reivindicado como líder de la oposición. Así, ha subrayado que el PP arranca la legislatura que comienza este miércoles "con espíritu constructivo, para proponer, avanzar e ir lejos en la construcción de una Castilla-La Mancha de oportunidades, de futuro y mejor para todos".

Por ello, y después de que Bellido haya abogado por llegar a acuerdos entre todos los grupos políticos, Núñez ha afirmado que esa será la dinámica de trabajo del PP, por lo que ha sugerido que "nadie se sorprenda" si llegan esos consensos en temas importantes, como la despoblación, la financiación autonómica o el agua. Sin embargo, ha advertido de que también, como líderes de la oposición, ejercerán su tarea de fiscalizar y controlar la acción del Gobierno regional, que se constituirá en los próximos días.

De su lado, la portavoz del PSOE en las Cortes de Castilla-La Mancha, Isábel Abengózar, ha estrenado legislatura deseando que los tres grupos parlamentarios abanderen "diálogo, consenso y estabilidad" para la región, lo que debe ser "la tónica general" de este mandato. En rueda de prensa, ha dicho que es el momento de "centrarse en los intereses" de los ciudadanos, consiguiendo que los grupos políticos "limen asperezas" para poner en el centro a los castellano-manchegos.

COMPARTIR: