22 de noviembre de 2019
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google+
Buscar
Publicidad Suscripción al boletín

DEBATE DE INVESTIDURA

Page resta credibilidad a Núñez y éste le afea que rechace su mano tendida

Emiliano García-Page, este miércoles en las Cortes de Castilla-La Mancha. Foto: Óscar Huertas
Emiliano García-Page, este miércoles en las Cortes de Castilla-La Mancha. Foto: Óscar Huertas

El candidato socialista a la Presidencia de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, cree que el presidente del PP, Paco Núñez, debería haber aprovechado su intervención en la segunda sesión del debate de investidura para haberse distanciado de la expresidenta de Castilla-La Mancha María Dolores de Cospedal porque si no no tendrá "credibilidad" para hablar del tercer sector, de sanidad o educación.

García-Page, que le ha dado la réplica al también presidente del Grupo Parlamentario Popular, ha manifestado que Núñez debería haber reconocido que Cospedal lo hizo "muy mal" e hizo "sufrir mucho" a la región y debería haber admitido que el PP está como está porque Cospedal dejó "desolado" al partido y a Castilla-La Mancha.

"Hasta que no reconozcan que con Cospedal ustedes no tienen motivo de orgullo sino un motivo claro de agachar la cabeza, no tendrá credibilidad para hablar del tercer sector, de sanidad o educación".

De ahí, que haya preguntado cómo puede pedir el PP al Gobierno de Castilla-La Mancha recuperar la carrera profesional en el Sescam cuando fue quien "se la cargó" y cómo pueden hablar de las llaves de los hospitales cuando fue el Gobierno de Cospedal quien paró las obras de estos, momento en el que ha echado en cara a Núñez que se posicionara a favor de la privatización de los hospitales, incluido el de Almansa.

"O hacen el acto de contrición de reconocer lo que pasó o van a tener siempre un problema original", ha insistido García-Page, quien cree que esta situación no se la merece el líder del PP porque es joven y puede tener carrera política.

Resetear el discurso

Otro de los consejos que ha dado el candidato socialista a Núñez ha sido el de "resetear" el discurso del PP porque, según ha dicho, le ha escuchado los mismos argumentos como si no hubiera pasado algo, en referencia a los resultados que ha obtenido el PSOE.

El presidente en funciones cree que si Núñez está los próximos cuatro años con el mismo discurso que mantuvo la anterior legislatura, lo que conseguirá, a su entender, es no liderar la oposición.

De otro lado, y después de que Núñez le haya propuesto aprobar una ley de la gestión de las emergencias de la región, García-Page le ha pedido mantener en este asunto "una posición de altura" y le ha reprochado que el PP en su día despidiera a los profesionales encargados de luchar contra los incendios forestales en la región.

Ha criticado a aquellos dirigentes del PP que se echan a "morder" cuando hay problemas y a quienes han hecho carrera política con la muerte de once personas, en referencia al incendio de Guadalajara. "Le pido seriedad", ha sentenciado el socialista.

Asimismo, ha preguntado a Núñez por qué Cospedal se dio tanta prisa en dar "un golpe de mano" al Estatuto de Autonomía, "el único que se ha aprobado con los solos votos vergonzosos del PP", para "hacernos una trampa electoral" y, sin embargo, "se olvidaron de aprobar que Castilla-La Mancha tenga la competencia sobre emergencias que no está atribuida".

Evitar la demagogia

A renglón seguido, en su réplica, García-Page le ha pedido a Núñez "no hacer demagogia" con la unidad de España, ya que "ser patriota no es ir a manifestarse a Colón con una bufanda de la bandera".

"Que a estas alturas alguien pueda discutirme a mí la unidad de España... Usted sigue acusándome de ser amigo de los terroristas. ¿Usted cree que yo soy desleal con el Rey de España? ¡Por favor! Dejen la soflama de los discursos", ha pedido a los 'populares'.

Por ello, García-Page ha insistido en que "no tiene nada que rascar" en este debate contra él, al tiempo que le ha recordado que en defensa de las tradiciones tampoco hay dónde atacar. "Yo he sido alcalde de Toledo y no he prohibido los toros, y usted ha sido alcalde de Almansa y los ha tenido prohibidos en su pueblo".

En cuanto a política hídrica, también le ha pedido coherencia. Tras reconocer al propio Núñez que fue él quien propuso acuerdos en esta materia, también ha reparado en que sólo unos días después de aquél ofrecimiento "el PP votó en contra de acabar con el Memorándum de la vergüenza".

Entrando en capítulo sanitario, ha hablado de la polémica por la supresión del convenio sanitario con la Comunidad de Madrid, recordando que "muchos alcaldes del PP" renegaron de él.

Respuesta de Núñez

El turno de réplica entre PP y PSOE durante la segunda sesión del debate de investidura del candidato a la reelección, Emiliano García-Page, ha estado protagonizado por los reproches del líder de la oposición y presidente del Grupo Popular, Paco Núñez, por el hecho de que el presidente en funciones haya "rechazado" su propuesta de diálogo; crítica que ha sido contestada con la sugerencia a los 'populares' de que se abstengan en la votación de investidura.

Al arrancar su intervención de réplica, Núñez ha endurecido el tono contra el candidato a la reelección tras un primer discurso muy propositivo. Así ha calificado la respuesta recibida por parte de García-Page de "inadecuada e inapropiada", hasta el punto de que "muchos votantes del PSOE se avergüenzan de que esté tan enrabietado contra alguien que le acaba de ofrecer acuerdos".

"Usted ha perdido toda su credibilidad, le hemos ofrecido diálogo y acuerdo y usted ha subido el enfadado. Usted se va a enfadar siempre con el PP porque a usted no le importa para nada la oposición, es todo un postureo que no necesita porque tiene los votos suficientes para ser presidente", ha indicado.

Abundando en su crítica, ha acusado al presidente en funciones de pensar que "por haber ganado las elecciones se han acabado los problemas de Castilla-La Mancha". "Se habrán acabado los del PSOE, pero a mí me importan más los ciudadanos que mi partido y mis resultados", ha afirmado, aseverando que García-Page "quiere ser el niño en el bautizo y el muerto en el entierro".

Le ha vuelto a recordar todos los retos ofrecidos en su primera intervención, desde las ayudas para autónomos hasta una Mesa del Deporte, extremos ante los que no ha contestado y se ha limitado a "enfadarse". "Le he propuesto una estrategia conjunta para garantizar que la PAC llega íntegra a Castilla-La Mancha y usted se ha enfadado. Le he propuesto extender los ejes logísticos para mejorar el empleo, y usted se ha enfadado", ha insistido.

Page niega estar enfadado

Por su lado, García-Page subía de nuevo al estrado para rechazar un estado de enfado: "Me he propuesto estar cien días sin cabrearme ya que ustedes no me van a dar los cien días de gracia", ha bromeado.

En esta dúplica, el candidato a la reelección ha aprovechado para pedir "un voto de confianza" al PP para demostrar que sí está abierto al diálogo, voto que ha sugerido cristalizar a través de una abstención del Grupo Popular en la votación de la investidura.

Una petición de abstención que ha hecho extensiva al plano nacional. "Me gustaría que atendieran la llamada del presidente Sánchez y que cumplieran con su deber constitucional para facilitar el normal funcionamiento del Estado".

Ha sido en este punto en el que García-Page ha recordado que el PSOE "se dejó la piel" para facilitar la última investidura de Mariano Rajoy, a lo que ha sumado que el PP de Castilla-La Mancha rechazara llegar a un acuerdo presupuestario con el Gobierno regional en 2017 cuanto Podemos perpetró el "hachazo" a la tramitación de las cuentas generales.

Tras sacar pecho por los resultados electorales y asegurar que "se puede hablar más fuerte cuando tienes más diputados", ha hecho suyas unas palabras de Paco Núñez en las que apuntaba que hay que confiar en los castellano-manchegos. Aquí, ha recordado que han sido ellos los que han ido a las urnas para certificar su mayoría absoluta.

También ha presumido por "haber reducido la deuda más de lo comprometido" con los supervisores financieros, y todo "recuperando servicios, derechos y la autoestima de la Comunidad Autónoma". "Hemos ganado con su ley electoral. Una ley que habrá que cambiar. A lo mejor eso tiene consecuencia y vienen Podemos y Vox. Pero lo importante es que unas Cortes representen a la gente", ha señalado.

COMPARTIR: