Y HACE UNA CONFESIÓN SOBRE SU AMIGO TIRADO

El histórico Jesús Fernández Vaquero ya piensa en la retirada: "Ha llegado el momento de tomarme un descanso"

El histórico socialista y presidente de las Cortes de Castilla-La Mancha, Jesús Fernández Vaquero, se ha pronunciado sobre su futuro político después de haber dado un paso al lado como 'número dos' del PSOE en el último Congreso regional, apuntando que, si bien tendría que hablar primero con su secretario general, Emiliano García-Page, su postura es la de "tomarse un descanso".

"Si me tuviera que inclinar, creo que ha llegado el momento de tomarme un descanso. Es una opinión personal, pero haré lo que hablemos y lo que me diga el presidente, que a parte es mi amigo desde hace años", ha dicho a preguntas de los medios durante un desayuno informativo.

Sobre este asunto, ha dicho que García-Page y él llevan "muchos años juntos". "Nos miramos y sabemos qué pensamos", ha confesado el presidente de las Cortes regionales.

Fernández Vaquero, de 65 años y natural de la localidad toledana de Turleque, es maestro de profesión pero lleva ejerciendo como diputado regional de manera ininterrumpida desde el año 1999, resultando elegido Presidente de la Cámara en 2015. 

En febrero de 2012 fue designado secretario de Organización del PSOE de Castilla-La Mancha, convirtiéndose en el hombre fuerte de García-Page en los asuntos internos del partido.​ En octubre de 2017 fue relevado en el cargo por el eurodiputado toledano Sergio Gutiérrez.

A preguntas de los medios, también se ha referido al 'popular' Vicente Tirado, su antecesor en el cargo institucional y amigo, a pesar de ser adversario político.

Preguntado por si alguna vez pensó que Tirado asumiera el liderazgo del PP a la salida de María Dolores de Cospedal, ha desvelado que el dirigente 'popular' le confesó que quería dejar esa primera línea.

"Me dijo que estaba cansado de estar de pueblo en pueblo y llevando el peso del partido. Era mucha carga", ha añadido.

Durante el desayuno, Fernández Vaquero también ha informado de que las Cortes Castilla-La Mancha entrarán en el último año de esta IX legislatura tras haber tramitado un total de 20 leyes, quince impulsadas por el Gobierno y cinco más a instancias de los grupos políticos con representación en la Cámara regional.

Según el balance de actividad presentado por el presidente del Parlamento, hay además dos leyes más en tramitación parlamentaria, como son el Proyecto para modificar el Consejo de Formación Profesional y el Proyecto de Ley del Estatuto de las Personas Consumidoras de la región.

Desde que arrancara este mandato, dos leyes se han quedado en el camino, como son la ley de Presupuestos tumbada a última hora con el voto contrario y por sorpresa de los dos diputados de Podemos en abril de 2017; y la Ley de Mecenazgo, rechazada por la comisión en la primavera de este año.

También se ha aprobado el Reglamento de Organización y Funcionamiento del Consejo Regional de Transparencia y Buen Gobierno; se han celebrado 91 sesiones plenarias --6 más que en toda la VIII legislatura; y se han suscitado 199 comisiones parlamentarias, 28 más que en el último mandato.

La "broma macabra" de Podemos

El presidente de la Cámara ha achacado el descenso en el número de leyes aprobadas a la ausencia de una mayoría absoluta en las Cortes por primera vez en la historia, lo que ha requerido de un mayor trabajo para alcanzar acuerdos. En todo caso, se ha mostrado satisfecho de la actividad parlamentaria acogida en el Convento de San Gil, al tiempo que ha celebrado el "buen clima" creado entre los diputados en un escenario nacional marcado por la crispación, un extremo que "se ha minimizado" en Castilla-La Mancha a juicio de Fernández Vaquero.

Dentro de los "pequeños incendios controlados" ocurridos entre los diputados, ha recordado el 7 de abril de 2017, momento en el que los dos diputados de Podemos, David Llorente y José García Molina, votaron en contra del Proyecto de Ley de Presupuestos tras meses de negociación, algo que ha tachado de "broma macabra". Tras ese episodio, el PSOE "hizo un esfuerzo por el bien de la región" poniendo en marcha otro trámite parlamentario en diálogo con Podemos para poder articular un nuevo proyecto presupuestario.

El presidente de las Cortes ha otorgado al presidente autonómico, Emiliano García-Page, la responsabilidad de "haber recuperado" la Comunidad Autónoma tras una legislatura comandada por el PP "marcada por los recortes".

COMPARTIR: