EN DAIMIEL

Movilización en Ciudad Real para impedir la instalación de una macrogranja de cerdos de cebo

La Plataforma 'Stop Macrogranjas Daimiel' se ha manifestado este viernes a las puertas de la Delegación Provincial de la Consejería de Desarrollo Sostenible para mostrar su oposición a la instalación de este tipo de granjas en el término municipal.

Los participantes en esta propuesta han recordado que el proyecto de instalación de esta macrogranja de cerdos de cebo se sitúa a poco más de dos kilómetros del casco urbano, lo que supone un riesgo para la salud y para la habitabilidad de los habitantes del municipio.

"La granja, ubicada a favor de los vientos dominantes, y en un radio alrededor en el que viven más de 200 propietarios de chalets, naves agrícolas, ganaderías, restaurantes e industria, afectaría seriamente por los malos olores, moscas y la posible contaminación de pozos a todas estas personas", ha subrayado.

Este nuevo proyecto de macrogranja, ha comentado, supondría un "agravante" a los problemas por malos olores que ya padece este municipio por la mala gestión que de sus residuos hacen varias empresas que ya llevan instaladas en este municipio y que son las causantes de una importante contaminación por malos olores.

La plataforma también ha mostrado su rechazo a la instalación de este granja en Daimiel por la posible afección que tendría sobre el Parque Nacional de las Tablas.

En este sentido, ha reclamado poder tener el derecho de disfrutar de un "medio ambiente sano", además de recordar el deber que como sociedad tienen de "defenderlo de las agresiones y amenazas que puedan acecharle".

Ha dicho estar convencida, además, de que "este tipo de producción de ganadería intensiva no nos va a traer nada bueno para el futuro y sí muchas cosas malas". Y ha recordado durante su protesta que este tipo de macrogranjas han causado en muchos otros países grandes problemas, hasta el punto de "quedar sin agua potable, sin turismo sostenible, con despoblamiento y sin que nadie quiera invertir ni vivir en un entorno molesto, insalubre, tóxico y peligroso".

Por todo ello, han pedido a la Consejería de Desarrollo Sostenible que "no autorice" medioambientalmente este proyecto y que "actúe y se pronuncie" para parar este proyecto.

Y ha lamentado, por último, que los cargos políticos "no se pongan al servicio del bien común y velen más por los intereses particulares de determinados empresarios que por el medio ambiente y los ciudadanos de a pie".

Compartir
Update CMP