HABÍA HUIDO DESDE PEDRO MUÑOZ A FRANCIA

Detienen a los miembros de un clan familiar de Ciudad Real acusados de robo y lesiones

Imagen de archivo Imagen de archivo

La Guardia Civil ha detenido a tres personas, integrantes de un conocido clan familiar de Pedro Muñoz (Ciudad Real), como presuntas autoras de los delitos de robo con fuerza y lesiones y los tres han ingresado en prisión tras pasar a disposición judicial.

Estos arrestos se han producido en el marco de la operación "Tresari", cuya investigación conjunta entre el Área de Investigación del Puesto de Tomelloso y el equipo ROCA, comenzó en enero y ha tenido como objetivo la identificación, localización y detención de los presuntos autores de varios robos con fuerza producidos en la localidad de Pedro Muñoz.

En el transcurso de las investigaciones se consiguió información, gracias a la colaboración ciudadana, sobre un grupo de tres personas pertenecientes a un mismo clan familiar de la localidad de Pedro Muñoz, ha informado este viernes el Instituto Armado en un comunicado de prensa.

Los ahora detenidos y debido a la presión de la Guardia Civil para su localización, abandonaron Pedro Muñoz durante el mes de abril y se marcharon a Francia al objeto de eludir la acción de la justicia y evitar su detención.

Durante las averiguaciones, los investigadores de la Guardia Civil tuvieron conocimiento que en enero, en un pub de Pedro Muñoz, se produjo una agresión, en la que el autor propinó fuertes patadas en la cabeza a un vecino de la localidad que le provocó la factura de la mandíbula y tuvo que ser ingresado en el Hospital General Universitario de Ciudad Real, lográndose identificar a uno de los detenidos.

Una vez se obtuvieron las pruebas necesarias para detener a los autores de los hechos y gracias al dispositivo llevado a cabo por la Guardia Civil para la localización y detención de los presuntos autores, finalmente se logró su detención una vez regresaron de Francia.

Con estas detenciones se han conseguido esclarecer un total de ocho delitos de robos con fuerza y uno de lesiones, ordenando la Autoridad Judicial el ingreso en prisión de los detenidos.

La Guardia Civil ha agradecido la colaboración ciudadana, que ha sido fundamental para el esclarecimiento de los hechos y ha recordado que dispone del teléfono de atención permanente, 062, para comunicar cualquier tipo de incidencia.

Las diligencias, junto con los detenidos, fueron puestas en conocimiento del Juzgado de 1ª Instancia e Instrucción número 3 de Alcázar de San Juan. 

Compartir