250.000 EUROS

Ambiciosa inyección de la Diputación de Ciudad Real para gastos de emergencia social

La Diputación Provincial de Ciudad Real ha hecho pública la tercera convocatoria del Plan de Emergencia Social para hacer frente a las necesidades que se han generado en el seno de los núcleos familiares más vulnerables de la provincia, a raíz de la crisis sanitaria provocada por el coronavirus.

Se cumple así el compromiso anunciado por el presidente de la institución provincial, José Manuel Caballero, durante el confinamiento, cuando declaró que la dotación económica del Plan de Emergencia Social se aumentaría las veces que fuera necesario para que nadie se quedara atrás en la provincia.

Se trata de una acción que se enmarca, a su vez, en el Plan Ciudad Real Activa, ideado y puesto en marcha para contribuir a la recuperación socioeconómica, ha informado la corporación provincial en una nota.

A través del Área de Atención a las Personas, se han consignado otros 250.000 euros, por lo que son ya 1, 7 millones de euros los que ha destinado la Diputación de Ciudad Real este año para ayudar a las familias que tienen problemas para cubrir sus necesidades básicas.

Con esta iniciativa, ha remarcado la Diputación Provincial, se pretende paliar situaciones excepcionales y urgentes que pueden provocar o agudizar el desarraigo o la marginación social.

En este sentido, se subvencionan gastos de alimentación básica e higiene, así como artículos de limpieza y aseo personal.

También se podrán atender gastos excepcionales de diversa índole que tienen que ver con extrema necesidad de vestido y calzado, gastos farmacéuticos, suministros básicos de la vivienda o alojamiento temporal y gastos de desplazamiento.

No serán subvencionables, en cambio, el abono de hipotecas, de gastos corrientes de alquiler, vacunas, material escolar, inversiones en obras y reparaciones de inmuebles ni equipamientos del hogar.

Compartir
Update CMP