09 de diciembre de 2019
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google+
Buscar
Publicidad Suscripción al boletín

SE HA SOLICITADO SU RETIRADA POR ABOGADOS CRISTIANOS

Un particular se persona como acusación en la denuncia contra una polémica obra de Fernando Barredo

Imagen de la exposición artística de Barredo.
Imagen de la exposición artística de Barredo.

Un ciudadano particular ha solicitado personarse como acusación popular en el procedimiento de diligencias previas abierto por un juzgado de Toledo por la exposición 'Pederoclastia', del artista Fernando Barredo, cuya retirada ha sido solicitada por la asociación Abogados Cristianos. 

La solicitud ha sido presentada este viernes en el juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 2 de Toledo, que ha incoado diligencias previas para investigar la posible existencia de un delito de corrupción de menores en esta exposición de Fernando Barredo, conocido como Loc, que se exhibe desde mediados de julio en el Círculo de Arte de Toledo.

El particular M.F.M.V.J, ha reclamado en su solicitud, a la que ha tenido acceso Efe, personarse en el pleito como acción popular "habida cuenta del carácter público de los delitos que se investigan", así como su legítimo interés "en la averiguación de la verdad ontológica de los hechos sub iudice". 

Asimismo, en el caso de que su petición de ejercer la acusación popular sea aceptada, demanda que Barredo comparezca en condición de investigado ante el juzgado, para que aclare cuestiones relacionadas con la muestra, así como que la policía judicial del Cuerpo Nacional de Policía adscrita al juzgado haga una inspección ocular y fotografías de la exposición.

La petición de este particular para ejercer la acusación popular se ha formalizado después de que el juzgado de Instrucción número 2 de Toledo haya abierto diligencias previas para investigar la existencia de un posible delito en este muestra, en la que se puede ver una figura de un sacerdote rodeado de niños de varias edades, desnudos y unidos al religioso mediante cadenas. El titular del juzgado acordó incoar estas diligencias previas en un auto dictado del pasado 19 de julio, al que también ha tenido acceso Efe, en el que argumentaba que los hechos presentan características que "hacen presumir la posible existencia de un delito de corrupción de menores". 

El auto fue dictado después de que la asociación Abogados Cristianos presentara una denuncia judicial en la que pedía la retirada de la exposición como "medida cautelarísima", por entender que con su exhibición está generando una "instigación contra los creyentes". La asociación considera que se pueden estar cometiendo los delitos de incitación al odio, contra los sentimientos religiosos y corrupción de menores, porque la exposición "imita los ornamentos propios del culto católico con figuras de niños en actitud sexual explícita", lo que atenta "contra los sentimientos católicos". 

En este sentido, el abogado del ciudadano que pide ejercer la acción popular, Guillermo Alfonso Pérez-Reyes, ha explicado a Efe que el Código Penal establece que es delito de corrupción de menores la exhibición de genitales de menores aunque no sea explícita y se represente a través de imágenes figuradas.

No obstante, Pérez-Reyes ha añadido que, en estos momentos, la cuestión más importante es que "desde el inicio del procedimiento, está pendiente de resolver un pronunciamiento sobre la clausura de esa exposición que pide Abogados Cristianos, que el juez tiene sobre la mesa sin resolver", ya que no ha sobreseído el asunto. 

COMPARTIR: