EN ALCÁZAR DE SAN JUAN

Conmemoran el Día Internacional del Riñón dando visibilidad a las mujeres con enfermedad renal

La Asociación de Lucha Contra las Enfermedades Renales (ALCER) ha realizado acciones informativas este jueves en Alcázar de San Juan (Ciudad Real) con la intención de dar visibilidad a la mujer con enfermedad renal para prevenir y detectar a tiempo esta dolencia y evitar así la diálisis o el trasplante.

Las mujeres "suelen tener un peor diagnóstico" de la enfermedad renal porque acuden más tarde al médico que el hombre, al anteponer el cuidado de la familia a su propia salud. Así lo han indicado tanto la jefa de Nefrología del Hospital La Mancha Centro, Rebeca García Agudo, como el coordinador de ALCER en Alcázar de San Juan, Pablo Úbeda.

Prevenir y detectar la enfermedad renal puede evitar entrar en diálisis o requerir un trasplante de riñón. Según Úbeda, algunas de las claves son una buena alimentación y un estilo de vida cardiosaludable, que incluya ejercicio físico moderado y que evite el estrés y el sobrepeso y haga un control de la hipertensión.

Mientras, Rebeca García Agudo ha remarcado que las dos consecuencias principales que dan la voz de alarma de una enfermedad renal son la hipertensión arterial y la diabetes, que afectan antes a hombres que a mujeres. La mujer "da menos importancia a sus síntomas" y aunque "tiene menor riesgo vascular asociado, porque debuta más tarde en la hipertensión, en la diabetes o el colesterol, hay enfermedades típicas de este sexo asociadas al embarazo o la menopausia, pero al acudir más tarde al médico, se diagnostica más tarde y toda la función renal que se pueda recuperar es menor".

Dos de cada tres donantes de riñón en vida son mujeres y en el Área integrada de Alcázar de San Juan hay treinta personas que esperan ser trasplantadas. Actualmente, se practican una media de doce trasplantes al año en este área, mientras que en hemodiálisis hay alrededor de cien personas, equiparadas por sexos.

Servicio de nefrología de Mancha Centro

El coordinador local de ALCER ha puesto en valor la labor que desarrolla el Servicio de Nefrología del Mancha Centro, pero ha instado a "reforzar el hospital de Alcázar de San Juan respecto a los enfermos renales" y "mejorar su estancia".

En este sentido, ha afirmado que "sería un logro conseguir que pudiera haber maquinaria en el hospital para que la diálisis, que se presta actualmente en una clínica externa, se pudiera dar en el propio hospital y que hubiera camas de hospitalización" para que estos pacientes pudieran ser ingresados en este centro sanitario, evitando así el desplazamiento de los enfermos renales a Ciudad Real u otros lugares.

COMPARTIR: