EDUCACIÓN ESPECIAL

Rotundo desmentido educativo de la Junta ante lo publicado en las redes sociales "sin ningún rigor"

El Gobierno de Castilla-La Mancha ha subrayado que el nuevo decreto de inclusión educativa ampara la inclusión, mantiene la escolarización del alumnado y potencia la función de los centros de educación especial, convirtiéndolos en "espacios de asesoramiento y de recursos de los centros ordinarios".

En un comunicado remitido este sábado, la Consejería de Educación, Cultura y Deportes ha rechazado que el nuevo decreto favorezca el cierre de centros de educación especial, pese a lo que se ha publicado en las redes sociales "sin ningún rigor".

El artículo 16 del decreto dice que la modalidad de escolarización en centros de educación especial consiste en la escolarización del alumnado que requiera una respuesta educativa que no pueda ser proporcionada por centros ordinarios para cursar Educación Infantil, Educación Básica Obligatoria y Programas de Formación para la Transición a la Vida Adulta Básica o de Capacitación.

Estas modalidades de escolarización tendrán un carácter "revisable y reversible" para favorecer los procesos de retorno a modalidades ordinarias de escolarización con el fin de lograr el acceso del alumnado a un régimen de mayor inclusión.

En todo caso, serán los centros de educación especial, en colaboración con los centros ordinarios, asesorados por la Red de Apoyo a la Orientación, Convivencia e Inclusión Educativa y los servicios de Inspección Educativa, los responsables de revisar periódicamente las modalidades de escolarización.

La Consejería ha señalado que "en ningún caso" se puede deducir "ni del espíritu ni de la letra" del mencionado decreto la intención de favorecer el cierre de ningún centro, sino amparar la inclusión educativa, mantener la escolarización del alumnado que no pueda ser atendida en centros ordinarios en los de educación especial y potenciar la función de los centros.

COMPARTIR: