EL GOBIERNO PIDE ADOPTAR MEDIDAS PREVENTIVAS

Atención porque llega un tren de borrascas a Castilla-La Mancha que acelerará el deshielo

Tras el largo el episodio de nieve y frío de las última semanas, la llegada de un tren de borrascas atlánticas, a partir del miércoles, elevará notablemente las temperaturas y dejará lluvias en casi todo el país, lo que favorecerá el deshielo de la nieve acumulada.

El frío gélido y las heladas nocturnas tienen "las horas contadas", ha avanzado Rubén Del Campo, portavoz de la Agencia de Meteorología (Aemet), quien detalla que las altas presiones se retiran hacia el este peninsular para dar paso a "vientos húmedos y templados del sur y del suroeste", que templarán la atmósfera.

En este punto, el portavoz ha alertado que el aumento de los valores, especialmente de los nocturnos, junto con las lluvias, favorecerá una progresiva fusión de la nieve acumulada durante estos días y el probable incremento del caudal de los ríos por el deshielo, especialmente en aquellos cuyas cuencas aún mantienen grandes extensiones de nieve como el Tajo, el Duero y el Ebro.

"Es necesario prestar especial atención al deshielo a partir del miércoles", porque aunque no se prevén fuertes precipitaciones donde más acumulación de nieve hay, el caudal de grandes ríos peninsulares puede incrementarse significativamente, ha explicado Rubén Del Campo.

Este lunes aún se prevé un día estable, sin apenas ninguna lluvia en ningún punto de España y con ausencia casi completa de viento para mover el aire, lo que propiciará una mala calidad del aire sobre amplias zonas de Madrid, especialmente sobre la capital.

Para mañana martes ya se empiezan a atisbar algunos cambios con el acercamiento de un sistema frontal, que dejará un aumento de la nubosidad en puntos de Galicia, Castilla y León, Madrid, Extremadura y Andalucía, además del aumento paulatino de los valores térmicos.

El miércoles es "el día del gran cambio", ha observado Del Campo, para avanzar la llegada de lluvias generalizadas y de un ascenso de los valores entre 6 y 8 grados en amplias zonas del interior del país, por lo que la cota de nieve subirá hasta situarse entre 1.500-1.700 metros.

Entre el jueves y el viernes, otro sistema frontal seguirá dejando abundantes lluvias generalizadas, ha detallado Del Campo, quien destaca que durante estos días se pasará de una temperatura mínima inferior a entre 5 y 10 por debajo de la normal, a una mínima entre 5 y 10 grados por encima de lo normal en puntos del centro e interior oriental.

El fin de semana próximo persistirán las precipitaciones en las vertientes atlántica y cantábrica, alto Ebro y entorno de Pirineos, así como, de forma débil, en Baleares y serán más abundantes en el norte y en sistemas montañosos del centro y sureste peninsular.

Consejos del Gobierno de Castilla-La Mancha

El Gobierno de Castilla-La Mancha, a través del Servicio de Atención y Coordinación de Urgencias y Emergencias 1-1-2, ha realizado este lunes un envío masivo de mensajes a los ayuntamientos, entidades y organismos oficiales de la Comunidad Autónoma ante las previsiones elaboradas por la Agencia Estatal de Meteorología, que prevén en los próximos días lluvias abundantes, subida de las temperaturas y fuertes vientos, lo que podría acelerar el deshielo de la nieve acumulada en aquellas zonas afectadas por la borrasca Filomena.

Por este motivo, en el mensaje remitido por el Ejecutivo castellanomanchego, según ha informado en nota de prensa, se insta a los consistorios y organismos oficiales a tomar medidas preventivas ante esta posibilidad, para lo cual deberán acelerar el proceso de retirada de la nieve o hielo de las vías, especialmente acometiendo la limpieza del alcantarillado e imbornales. También, se aconseja la revisión y control de los cauces que traviesan los municipios, la eliminación de elementos de riesgo en arbolado y cornisas.

Todas estas medidas preventivas tienen como objetivo minimizar el riego de posibles inundaciones.

 

Compartir