HAY SIETE DETENIDOS

Desarticulada una numerosa banda acusada de traficar con drogas en Hellín

La Policía Nacional de Hellín ha detenido a los 7 integrantes de una organización criminal, dedicada al cultivo intensivo de plantas de marihuana, que disponían de varios inmuebles en esta localidad, Murcia y Orihuela (Alicante) dedicados a albergar extensas plantaciones y almacenar el material.

Y se han intervenido 6.051 plantas de marihuana, 8,7 kilos de sustancia prensada lista para su distribución y 900 gramos de cogollos ya recolectados, ha informado la Policía Nacional en una nota.

La operación, denominada "Legal", comenzó en febrero, al detectarse en Hellín una nave industrial que, a pesar de carecer de cualquier tipo de actividad laboral y empresarial, contaba con afluencia constante de personas que tomaban importantes medidas de seguridad para evitar ser observados, y que acudían al lugar en horarios irregulares.

Las mismas fuentes han explicado que la investigación reveló que estas personas formaban parte de un grupo organizado de carácter internacional que estaba perfectamente estructurado, en el que cada miembro tenía una tarea muy concreta.

Para ello disponían de seis inmuebles (naves y viviendas), cuatro de ellos destinados al cultivo intensivo de marihuana, uno destinado a almacenar el material, y otro más utilizado como vivienda.

La cantidad de inmuebles que gestionaban les generaba la obligación de moverse puntualmente entre los diferentes lugares y provincias para atender las necesidades de las diferentes plantaciones, por lo que se desplazaban saltándose las medidas de confinamiento del Estado de Alarma.

Los registros practicados -uno en Hellín (Albacete), cuatro en Murcia y otro más en Orihuela (Alicante)- permitieron averiguar que utilizaban instrumentos eléctricos de alto voltaje, así como aparatos de filtrado de olores muy sofisticados y sistemas de ventilación.

Habían ideado un procedimiento para obtener suministro eléctrico ilegalmente, compuesto por numerosas tomas y enganches y gran cantidad de transformadores, así como una compleja red de cableado que conducía el suministro hasta las salas especialmente acondicionadas en las que se desarrollaba el cultivo intensivo de marihuana.

Así, disponían de 559 lámparas halógenas, 282 plafones de luz, 136 ventiladores, 380 transformadores eléctricos, 60 turbinas de filtrado y extracción y 11 aparatos de aire acondicionado.

"La compleja infraestructura y el elevado volumen de plantas incautadas hacen considerar a los investigadores que el objeto de esta organización criminal era distribuir la marihuana en países del centro de Europa", han detallado las citadas fuentes.

La Operación Legal, en la que han participado agentes de la Comisaría Local de Hellín (Albacete) con la colaboración del Grupo III de Estupefacientes de la Brigada Provincial de Policía Judicial de la Comisaría de Albacete, se ha saldado con la detención de siete personas de diferentes nacionalidades.

Los detenidos han sido puestos a disposición del Juzgado de Guardia de Hellín.

Compartir
Update CMP