PODRÁN TELETRABAJAR CUATRO DÍAS A LA SEMANA

Importante medida sobre teletrabajo que beneficiará a 17.000 funcionarios de CLM

Desde el próximo día 21 los funcionarios tendrán la posibilidad de teletrabajar cuatro días a la semana para cuidado de personas dependendientes y menores de 1 años. 

La resolución entrará en vigor desde que se alcanza la nueva normalidad, a partir del próximo día 21 de junio, cuando finalice el estado de alarma, hasta que se determine el fin de la crisis sanitaria provocada por el COVID y beneficiará a más de 17.000 empleados públicos de Castilla-La Mancha.

Los funcionarios de la Administración General del Estado podrán acogerse a cuatro días de teletrabajo y uno presencial para cuidado de menores de 14 y personas dependientes tras el acuerdo alcanzado entre el sindicato CSIF y el Ministerio de Política Territorial y Función Pública.

La resolución entrará en vigor desde que se alcance la nueva normalidad, a partir del próximo día 21 de junio, cuando finalice el estado de alarma, hasta que se determine el fin de la crisis sanitaria provocada por el Covid-19, según ha informado el sindicato, que ha precisado que se trata de una modalidad "voluntaria y reversible".

CSIF ha destacado que se trata de un acuerdo "pionero" en la organización del trabajo en España, así como en la conciliación de la vida familiar y laboral, que tendrá su continuación en la futura regulación del teletrabajo, que se empezará a negociar en julio con el equipo de la ministra de Política Territorial y Función Pública, Carolina Darias.

En concreto, esta resolución contempla cuatro días de trabajo no presencial y uno presencial para aquellas personas que tengan a su cargo hijos hasta los 14 años, dependientes, así como aquellos con patologías consideradas de riesgo por el contacto con el coronavirus.

Para el resto de personas, el sistema ordinario de trabajo será la modalidad presencial con la posibilidad voluntaria de, como mínimo un día a la semana, teletrabajo.

CSIF ha valorado de manera "muy positiva" este acuerdo y considera que debería ser la base para el futuro acuerdo de teletrabajo que deberá regir las relaciones laborales una vez que concluya la pandemia.

Compartir