SINDICATO SATSE

Echan de menos más plazas de dos especialidades en la Oferta de Empleo Público del Sescam

El Sindicato de Enfermería (Satse) ha valorado la Oferta Pública de Empleo para 2017 aprobada hoy en la Mesa Sectorial del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha (Sescam), si bien ha considerado que es necesario contar con más plazas de enfermeras y fisioterapeutas en la región.

Para Satse, la oferta de empleo, que incluye 500 plazas de enfermería; 31 de fisioterapeutas y 21 de matronas, va a posibilitar la consolidación del empleo, pero el sindicato considera que es necesario aumentar el número de plazas debido a las precarias plantillas de enfermeras y fisioterapeutas que hay en los centros sanitarios públicos de la región.

En un comunicado, el Satse ha recordado que en el Sescam hay más de 1.500 profesionales de enfermería interinos que vienen trabajando de forma temporal pero continuada y que no han tenido posibilidad de consolidar su puesto de trabajo en pasadas legislaturas.

Para el sindicato, el hecho de que la oferta de 2017 se vaya a unir a la de 2018 dará lugar a una oferta pública de empleo con un número de plazas similar a las de los años anteriores a los recortes, ha apuntado el secretario general del sindicato, Juan Francisco Ruiz, quien confía en que la convocatoria de éstas dos ofertas públicas de empleo conjuntas no se demore en el tiempo.

Déficit de más de 11.000 profesionales de la enfermería

Satse ha recordado que en los centros sanitarios públicos de Castilla-la Mancha hay un déficit de más de 11.000 profesionales de enfermería para adecuarse a las ratios de la UE.

El informe "Gestión de recursos humanos sanitarios en hospitales de Castilla-La Mancha" realizado por el sindicato refleja que el promedio de enfermeras por 1.000 habitantes es de 7,2 en la OCDE, muy lejos de los 3,3 que hay en Castilla-La Mancha, por lo que para igualarse con la media de la OCDE se necesitarían en Castilla-La Mancha 11.369 profesionales de enfermería.

Para Satse, este déficit supone que los profesionales de enfermería que trabajan en los centros sanitarios del Sescam deben soportar la carga de esas enfermeras que faltan y que ese déficit repercute no solo en los profesionales sino también en la atención a la población.

A esto hay que sumar la escasa cobertura de las bajas y ausencias que se producen en el colectivo de enfermería, ha señalado.

Compartir
Update CMP