HOY SE ENVIARÁN OTROS 38 HM3 DEL TAJO AL SEGURA

Toda Castilla-La Mancha se rebela contra la política hídrica de Pedro Sánchez, el "presidente más trasvasista"

El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, ha anunciado que se opondrá a la autorización de un nuevo trasvase del Tajo al Segura, algo que está previsto que ocurra este miércoles, y ha pedido al Gobierno central que cambie la política de agua en España.

El presidente castellano-manchego, durante su intervención con motivo de la inauguración del pabellón polideportivo del Instituto de Educación Secundaria "Pedro Mercedes" de Cuenca, ha comentado la reunión de la Comisión Central de Explotación del Acueducto Tajo-Segura que se celebra en Madrid y en la que, previsiblemente, se aprobará un trasvase de 38 hectómetros cúbicos del Tajo al Segura correspondientes al mes de enero ya que los pantanos de cabecera superan los 600 hectómetros cúbicos de agua embalsada. 

"Si se materializa un nuevo trasvase por parte del Gobierno central, y me da lo mismo que sea del PSOE o del PP, le diré a Sánchez lo mismo que le decía a Rajoy, es hora de cambar la política de agua en España, ya está bien", ha afirmado el presidente castellano-manchego, que ha recalcado que su posición es la misma "con unos y con otros" y por ello ha adelantado que se opondrá si hoy se tramita "un nuevo trasvase injusto". 

Con todo, el presidente castellano-manchego ha agradecido la "apuesta" del Ministerio de Transición Ecológica por la desalación y ha mostrado su esperanza de que, "con el tiempo", haya más agua desalada disponible en Levante que la que "quitan" a la cuenca del Tajo, a pesar de que también "se necesita" en Castilla-La Mancha. 

García-Page ha admitido que "el cambio no es fácil" y por ello ha resaltado que, si "con el tiempo" se pone fin al trasvase Tajo-Segura "será porque se ha tenido claro el interés de la región por encima del de los partidos y por tesón y cabezonería". 

Por otro lado, en una rueda de prensa ofrecida en Toledo en la que ha informado de los acuerdos adoptados en el Consejo de Gobierno, el portavoz del Ejecutivo autonómico, Nacho Hernando, ha tachado de "decepcionante" la posibilidad de que se apruebe un nuevo trasvase del Tajo al Segura.

A preguntas de los periodistas en rueda de prensa, Hernando ha señalado que es "decepcionante" que se quiera trasvasar "de manera desproporcionada" sabiendo que la "única" solución, planteada de cara al año 2021, son las desaladoras.

También ha reflexionado que el Gobierno "incluso lo está haciendo en contra de lo que realmente piensa" y ha reiterado que es "decepcionado" que se pueda ampliar un nuevo trasvase desde el Tajo.

Por su parte, el portavoz adjunto del Grupo Parlamentario Popular, Lorenzo Robisco, ha preguntado al presidente regional por los 38 hectómetros cúbicos de agua que "quitan" a la Comunidad Autónoma cada mes y le ha calificado como el político "más trasvasista" de "toda la historia" de la región.

De su lado, el coordinador regional de IU en Castilla-La Mancha, Juan Ramón Crespo, ha considerado un "insulto y una infamia" a Castilla-La Mancha si la Comisión Central de Explotación del Acueducto Tajo-Segura (ATS) aprueba un nuevo trasvase.

Así lo ha explicado en rueda de prensa Crespo indicado que con este nuevo trasvase el presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, demuestra ser "un pelele" ante los intereses del Gobierno central, pues "no es capaz de defender los intereses de la región mientras el río Tajo se muere, va más agua por el trasvase que por el Tajo".

Además, ha pedido al Gobierno regional que sea capaz de poner en marcha una plataforma regional que defienda el río Tajo y que incluya a todos los agentes sociales --plataformas ya existentes, sindicatos y partidos políticos, entre otros agentes sociales--. Finalmente, ha considerado que el Gobierno regional debería encabezar esta plataforma, donde también deben tener cabida los ciudadanos para que puedan salir a la calle a defender el río Tajo.

En la misma línea, los sindicatos CCOO y UGT han cargado contra el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, tras conocerse que la Comisión Central de Explotación del Trasvase Tajo-Segura se reúne este miércoles para dar el visto bueno a un nuevo trasvase.

El secretario regional de UGT, Carlos Pedrosa, en rueda de prensa junto al líder de CCOO, Paco de la Rosa, ha calculado que en siete meses de gobierno del PSOE, se han aprobado siete trasvases, lo que a su juicio convierte a Pedro Sánchez "en el presidente más trasvasista y que más está expoliando los recursos de la cuenca hidrográfica del Tajo para llevarlos al Levante".

Paco de la Rosa también se ha pronunciado al respecto para asegurar que "este gobierno, más allá de hacer grandes discursos, tendría que hablar no solo de trasvases sino de finalización de trasvases y de alternativas para el riego y el consumo humano que no signifiquen la desecación, la desertización y el empobrecimiento de todos los ciudadanos que viven en torno a los cauces de las confederaciones hidrográficas del Júcar y el Tajo".

Por su parte, la alcaldesa de Toledo, Milagros Tolón, ha lamentado la posibilidad de que se autorice esta semana un nuevo trasvase de agua desde la cabecera del Tajo al Levante, asegurando que se trata de "una mala noticia" y avisando de que en su posición de regidora municipal va a defender la ciudad "gobierne quien gobierne", ya que esta política trasvasista "indiscriminada" no se puede "sostener".

A preguntas de los medios tras una rueda de prensa, Tolón ha incidido en que este modelo de trasvase "del siglo XX" es más propio de una época en la que había "otras condiciones políticas y climatológicas".

En su opinión, una ciudad Patrimonio de la Humanidad "no puede permitirse que su río pase contaminado por una injusta política trasvasista". "Alzaré la voz donde tenga que alzarla, porque defenderé siempre los intereses de mi ciudad por encima de los intereses del partido al que represento", ha dicho la primera edil socialista.

COMPARTIR: