JOSÉ AGAPITO MONTERO MOZOS, FALLECIDO EN PUERTOLLANO

Fallece por coronavirus a los 63 años un nuevo sanitario de Castilla-La Mancha

El enfermero José Agapito Montero Mozos, que desempeñaba su labor en el Centro de Salud número 3 Carlos Mestre de Puertollano (Ciudad Real), ha fallecido este domingo por coronavirus en el hospital Santa Bárbara de la ciudad minera, donde llevaba casi un mes ingresado, según han confirmado a Europa Press fuentes del Sescam.

José Montero, de 63 años edad y a punto de jubilarse, es el tercer profesional sanitario del área integrada de Puertollano que fallece a consecuencia del virus.

El pasado 15 de abril fallecía en el hospital de Ciudad Real el médico pediatra Héctor Garrido Vecino Garrido, de 59 años de edad y natural de Barrancabermeja (Colombia), aunque residía en España desde hacía 15 años y desempeñaba su trabajo en la gerencia de atención integrada de Puertollano.

El 3 de abril también fallecía en el hospital de Puertollano la auxiliar de enfermería Pilar García Buendía, de 61 años de edad.

Comunicado del Colegio de Enfermería de Ciudad Real

El Colegio de Enfermería de Ciudad Real ha hecho público en la tarde de este domingo un comunicado en el que "quiere expresar sus condolencias a la familia, compañeros y amigos de José Montero Mozos, enfermero de Atención Primaria de Puertollano, que ha fallecido este domingo 26 de abril en el hospital Santa Bárbara de la ciudad minera".

José Montero, tenía 63 años, en la actualidad era enfermero del Centro de Salud Carlos Mestre de Puertollano, destinado en Hinojosas de Calatrava, afirma el comunicado.

Comenzó su carrera profesional en el Centro de Salud I de Puertollano donde fue durante unos años coordinador de Enfermería. Posteriormente ejerció su labor en Torralba de Calatrava hasta que aprobó la oposición de APD y tomó plaza en su destino actual. Durante algunos años trabajó como subdirector de enfermería del área de Puertollano y últimamente, además de su trabajo en Hinojosas de Calatrava, era el coordinador del PAC de Puertollano.

Los compañeros que tuvieron la fortuna de trabajar con él lo recuerdan como un enfermero trabajador y muy ordenado, además de un buen compañero y un amigo por encima de todo. “Sin ninguna duda, -comentan- personas como Pepe Montero han dejado una huella en todos los que le hemos conocido y apreciado por su valía profesional y humana”.

El Colegio Oficial de Enfermería de Ciudad Real quiere expresar el agradecimiento de toda la profesión por su trabajo y dedicación, así como por la profesionalidad demostrada por nuestro compañero a lo largo de su dilatada carrera profesional.

Compartir
Update CMP