15 de septiembre de 2019
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google+
Buscar
Publicidad Suscripción al boletín

PLENO EN ALCÁZAR DE SAN JUAN

Polémica en Castilla-La Mancha por la "huida" de dos concejales antes de votar sobre la violencia machista

Una imagen del pleno celebrado este martes en Alcázar de San Juan
Una imagen del pleno celebrado este martes en Alcázar de San Juan

La alcaldesa de Alcázar de San Juan (Ciudad Real), Rosa Melchor, ha considerado "lamentable" que los concejales del PP en el Consistorio alcazareño Víctor Flores y María Jesús Pelayo salieran del salón de plenos justo antes de la votación de una declaración de apoyo al Pacto de Estado contra la violencia de género, moción presentada por el PSOE y que recababa el apoyo de todos los grupos municipales.

"No se trabaja en pos de la lucha contra la violencia de género compartiendo un minuto de silencio con el resto de los miembros de la Corporación y, cuando llega el momento de poner soluciones sobre la mesa, que son las medidas políticas a nuestro alcance, se huye del salón de plenos para evitar votar esas medidas que pueden hacer que intentemos entre todos que haya cada vez menos víctimas de violencia de género", ha criticado la alcaldesa.

Melchor ha recordado que "en sólo 29 días han asesinado a siete mujeres y en ese momento no se debe hacer política con lo que es sagrado", manifestando que "la vida de las personas y de las mujeres inocentes que mueren no se puede tomar a la ligera ni utilizarlo para mostrar claramente la división interna de un partido como sucedió en el pleno de Alcázar de San Juan".

Respuesta del PP y sus concejales

Por su parte, el PP de Alcázar de San Juan ha reafirmado su posición "en contra de la violencia machista" y ha justificado la ausencia de los concejales populares Víctor Flores y María Jesús Pelayo de la votación a la declaración de apoyo del pleno alcazareño al Pacto de Estado contra la violencia de género por los "continuos ataques personales" del equipo de Gobierno hacia los concejales del PP. Por su parte, el propio Víctor Flores ha calificado de "coincidencia" que su marcha del salón de plenos fuese justo antes de dicha votación y Pelayo ha asegurado que se sintió "ofendida" por las palabras del concejal socialista Mariano Cuartero.

La propia María Jesús Pelayo, en declaraciones a Europa Press, ha explicado que salió del salón de plenos "por las palabras del señor Cuartero", detallando que el edil socialista "puso ejemplos" con los que se sintió "ofendida", pues daba a entender "que los hombres del PP infravaloran a la mujer". "No lo pude soportar. Tengo un bebé de tres meses y me siento valorada como mujer y como madre", ha reafirmado, insistiendo en que se deben "tomar medidas reales" para combatir la violencia machista, más allá de esta moción.

De su lado, Víctor Flores ha explicado a Europa Press, que "no hay ningún trasfondo" en su ausencia de la votación y ha reiterado que fue "una coincidencia". "Nos tuvimos que ausentar", ha manifestado. Asimismo, ha instado al PSOE alcazareño, tras sus críticas por este asunto, a "dedicarse a gobernar para los ciudadanos". "Si quieren hacer polémica al respecto, allá ellos", ha apostillado.

Por su lado, el portavoz del Grupo Municipal Popular en el municipio, Diego Ortega, ha insistido en que desde el PP "ha quedado clara" su postura en contra de la violencia machista, recordando que su grupo votó a favor de la moción, y ha considerado que la ausencia de Flores y Pelayo fue "un episodio aislado y que se produjo tras los continuos ataques personales" del equipo de Gobierno a los ediles populares. "Fue la forma que tuvieron de protestar", ha señalado.

"Los argumentos que expusimos desde el PP no debieron gustar mucho al PSOE y comenzaron a recriminar, reprochar y descalificar personalmente. Ese fue el motivo de la ausencia", ha continuado, incidiendo en que esta decisión de los dos ediles "para nada tiene que ver con la postura de mantenerse firmes en la condena rotunda a la violencia machista".

COMPARTIR: