HAY 4.242 PACIENTES CURADOS

El avance del coronavirus se estabiliza en Castilla-La Mancha: 249 nuevos contagios y 54 muertes más

El avance del coronavirus parece haberse estabilizado en Castilla-La Mancha. Según los datos oficiales ofrecidos por el Ministerio de Sanidad este martes 21 de abril, en las últimas 24 horas se han registrado en nuestra región 249 nuevos casos y 54 muertes más. En total, ya se han detectado 17.045 positivos en la comunidad autónoma, donde han fallecido 2.075 personas a causa del COVID-19, aunque la cifra podría ser muy superior debido a que los casos sospechosos sin confirmación no se tienen en cuenta para la estadística. Además, el número de castellano-manchegos que han superado la enfermedad es de 4.242, 64 más que en la víspera. Ciudad Real sigue siendo la provincia más afectada y en la que más está costando frenar la pandemia.

 

El Gobierno de Castilla-La Mancha, a través de la Dirección General de Salud Pública, ha confirmado 249 casos nuevos por infección de coronavirus en las últimas veinticuatro horas. El total de casos en Castilla-La Mancha asciende a 17.045. Por provincias, Ciudad Real acumula 6.527 positivos (169 más que ayer), Toledo 3.957 (+ 19), Albacete 3.771 (+17), Guadalajara 1.450 (+19) y Cuenca 1.340 (+25).

Los datos de este martes son muy similares a los del lunes, aunque se observa un ligero repunte en el número de casos (78 más) y cuatro decesos menos. Eso sí, Castilla-La Mancha sigue registrando una preocupante tasa de mortalidad: una de cada ocho personas que han fallecido en las últimas por COVID-19 en España lo han hecho en nuestra región.

Las 2.075 defunciones que se acumulan desde el inicio de la pandemia en Castilla-La Mancha se distribuyen por provincias de la siguiente manera: en Ciudad Real 835 (33 más que ayer), en Toledo 518 (+14), en Albacete 377 (+4), en Guadalajara 187 (+1) y en Cuenca 158 (+2).

Por primera vez desde el inicio de la crisis sanitaria, tras superar a La Rioja, Castilla-La Mancha es la comunidad autónoma española con mayor incidencia acumulada de la enfermedad, con 293 casos por cada 100.000 habitantes en los últimos 14 días. Eso supone más del doble de la media nacional, con 135 casos por cada 100.000 habitantes.

Castilla-La Mancha es la tercera región del país más afectada por el COVID-19, solo por detrás de Madrid y Cataluña en número acumulado de positivos y de fallecidos.

Tras sumar 64 nuevas altas epidemiológicas, para hacer un total de 4.242 en la comunidad autónoma, el número de hospitalizados es de 1.422 en los centros sanitarios de la región, siendo el tercer día seguido que Castilla-La Mancha se sitúa por debajo de los 1.500 pacientes, tras haber alcanzado la cota de 3.230 el 1 de abril. Por provincias Ciudad Real tiene 478 pacientes ingresados (9 menos que ayer), Toledo 416 (-1), Albacete 318 (+1), Guadalajara 130 (-4) y Cuenca 80 (+5).

El número de pacientes que necesitan respirador es 230, 11 menos que ayer y muy por debajo de los 360 que había en los peores momentos de la crisis.

Por hospitales, el Complejo Hospitalario de Albacete tiene a 233 personas ingresadas por COVID-19 (7 más que ayer), el Hospital de Almansa 9 (-1), el Hospital de Hellín 30 (-3), el Hospital de Villarrobledo 46 (-2), el Hospital de Ciudad Real 192 (igual), el Hospital Mancha Centro de Alcázar 142 (-5), el Hospital de Manzanares 18 (-2), el Hospital de Puertollano 33 (-4), el Hospital de Tomelloso 52 (-1), el Hospital de Valdepeñas 41 (-5), el Hospital de Cuenca 80 (+5), el Hospital de Guadalajara 130 (-4), los hospitales de Toledo 341 (-2) y el Hospital de Talavera de la Reina 75 (+1).

Ya se han detectado positivos en 218 centros sociosanitarios de Castilla-La Mancha, principalmente residencias de ancianos. De estos 218 centros, 63 se encuentran en Toledo, 55 en Ciudad Real, 36 en Cuenca, 34 en Guadalajara y 30 en Albacete.

El número total de residentes afectados es de 3.960 y el número de fallecidos confirmados por COVID-19 en las residencias castellano-manchegas es de 750.

Compartir
Update CMP