Blog de Lecturas

Blog de Lecturas


Pedro L. Gayarre

El guardián entre el centeno. J. D. Salinger

 J.D. Salinger  J.D. Salinger

Hay quién se pregunta si esta novela está sobrevalorada, si resiste la lectura de un adulto, si aguanta el paso del tiempo de la propia obra y de nosotros mismos. Opiniones las hay para el gusto de todo el mundo. Yo  soy de los que opinan que este relato tiene algo que le permite aguantar al tiempo y a cualquier lectura. Y sin embargo, cuando hablamos de su misterio o su trampa, la cosa está tan clara como la pregunta que el protagonista, ese adolescente, rico, enfrentado a la hipocresía de todo el mundo, se hace  obre el destino de los patos del estanque de Central Park. Lo que es indudable es la habilidad de Salinger para meterse en el cerebro de un adolescente y llevarnos de la mano con él con la naturalidad de algo que todos sabemos que hemos vivido.

A ese misterio se une la figura de su autor, Jerome Claude Salinger, su renuncia al mundo y su celo por mantener su intimidad a cubierto. La leyenda y el morbo del asesinato de John Lennon o el atentado a Reagan no han hecho otra cosa que convertir esta obra en una novela de culto y no solamente para adolescentes. Novela de culto e iniciación por antonomasia.

Si tuviera que elegir una novela de iniciación, sin ninguna duda "El guardián entre el centeno" ocuparía el primer lugar. Luego, para mí, estaría una novela de un escritor español que por circunstancias muy ajenas a su carrera literaria esta subvalorada y que no es otra que "La vida nueva de Pedrito de Andía", de Rafael Sánchez Mazas.

Como novela de iniciación muchos son los que han hablado de una adolescencia que el protagonista no puede superar atrapado por la vulgaridad y el tedio de la vida misma. Es un relato en el que no pasa nada. Es un ir y venir sin sentido sin que el protagonista pueda dejar de hacerlo. No tengo ni idea de por qué me gusta tanto, dicen otros. Una obra con tantas lecturas como lectores, pero que es capaz siempre de conseguir que el lector acabe haciéndose preguntas que por ningún lado la obra pretende. Muchas veces las obras literarias toman vida por sí mismas, por encima de las pretensiones del autor, y este es el caso.

Si no la han leído, háganlo sin duda. Si ya lo hicieron, repitan. Pruebe, compare y añada algo suyo al mundo de Salinger y de Holden Caulfield.

-------------------------------------------

 J.D. Salinger. El guardián entre el centeno. Traducción de Carmen Criado. Alianza Editorial. 1ª Edición, El libro de bolsillo, 1978. 228 páginas.

Compartir
Update CMP