Cartas al Director

Cartas al Director


EDCM

EL NUEVO HOSPITAL DE TOLEDO - Nicolás Galán Serrano (17 de noviembre de 2020)

“En hospitales, como saben, tenemos en marcha para inaugurar ya el de
Toledo. Se va a presentar con el ayuntamiento y las instituciones locales el
cronograma de la mudanza. La mudanza va a llevar seis meses, por tanto,
vamos a empezar en noviembre. Vamos a intentar empezar el 16 de noviembre,
independientemente de que haya o no acto de inauguración. Nos da lo mismo,
porque, finalmente, lo que importa... y, además, hay quien ha utilizado la
figura del jefe de Estado de manera bastante indebida en esto, en una
situación en la que no debiera, por medio de la COVID”.

Estas palabras son de nuestro presidente regional en el pleno del día 7 de
octubre sobre el estado de la región.

La comunidad de Castilla La Mancha continua con su cierre perimetral a la
espera de lo que adopte el consejo de gobierno de este martes, según publica
este diario, Toledo continuará otros 10 días más en fase 3. El resto de
municipios de la comunidad que no estén en esta fase 3, seguirá en la fase
2.

No es que se renuncie a la satisfacción de ver, ¡por fin!, el hospital de
Toledo en pie y en vísperas de su funcionamiento, ningún toledano no puede
no sentir esa satisfacción después de todo lo pasado a lo largo de estos
últimos 15 años y en particular, el periodo desde 2011 a 2015 y comprendo el
impulso y, por qué no, el orgullo de mostrarlo, de decir a los cuatro
vientos aquí esta, terminado y funcionando. Pero la situación es la que es y
efectivamente, lo importante no es eso, lo importante no es realizar el
enésimo aunque el definitivo acto, lo importante es que está terminado y que
empezará a dar su servicio que es para lo que se pensó y para lo que se
construyó.

Es triste comprobar que en la balanza importa más el envoltorio el
protagonismo personal que los propios sentimientos de la gente, el anteponer
los egos a las emociones personales, ¿verdaderamente alguien cree que a los
castellano manchegos en general y a los toledanos en particular, con la
situación en la que estamos, les importa un acto de inauguración más que el
hecho en si de que empiece a funcionar su hospital? Como dice un dicho muy
popular por estas tierras “no esta el horno para bollos”.

No  presidente, no era el momento. Como tampoco es acertada la afirmación
que expreso en el discurso de inauguración indicando que nuestra sanidad ha
sido el más destacado acierto en estos años de democracia, solo hay que ver
lo que nos esta pasando para comprobar que no se ajusta a la verdad dicha
afirmación, si nuestra sanidad tiene algún valor es gracias a sus
profesionales pero no gracias a los medios de que disponen, ni las
condiciones de trabajo a las que se tienen que enfrentar, veremos y espero
con esperanza, como se resuelven los problemas de falta de profesionales que
la nueva instalación hospitalaria demandará.

Siento tristeza y decepción ante actitudes de arrogancia que protagoniza
nuestro presidente, quizá los “gurús” que habitan en las sedes
presidenciales y que no ven nada más que resultados de los estudios de
mercado y tendencias de opinión, aconsejen unas conductas u otras pero los
que tienen y ejercen la responsabilidad de dirigir un gobierno sea nacional,
regional o local, deben saber como afecta a la población sus actos y sus
palabras y sobre todo tienen que tener una gran dosis de humildad.
Podemos imaginarnos una situación actual o la que empezamos a tener en la
última mitad de marzo con un gobierno en funciones o con procesos
electorales para conseguir una mayoría que sostenga a un gobierno unicolor,
da miedo solo pensarlo.

Seguro que hay muchos a los que no les gusta la composición del gobierno
actual, aunque hay ministerios que han y realizan una buen trabajo sin
apenas levantar polvo, seguro que los hay a los que ni siquiera les gusta su
presidente y no me estoy refiriendo a los que no los han votado, me refiero
a los que han votado una opción progresista, al voto de la izquierda o
centro izquierda pero es la opción más real y valida que hemos podido
articular y representada en el parlamento ¿podemos pensar que la formación
liderada por Pablo Iglesias solo ha servido para mantener un gobierno que
pueda gobernar? pues mira ya ha dado su servicio y claro que se necesita más
ayuda para mantenerse o es que lo hemos descubierto ahora, nos hemos dado
cuenta de que Bildu y los republicanos catalanes solo han hecho falta para
sacar adelante los presupuestos generales, nadie se acuerda del apoyo dado
en la moción de censura, a la investidura, en las prorrogas del estado de
alarma desde marzo hasta junio, aunque fueran con su abstención, ¿no suponía
un respaldo ante la agónica y vergonzosa recolección de votos para
mantenerlas?

Aunque estemos a años luz de los postulados de ciertas organizaciones
políticas y de sus lideres, lo cierto es que están ahí, en el parlamento y
no poniendo bombas, asesinando, extorsionando. A veces parece que hay
algunos que les echa de menos, el calificativo de constitucionalistas que se
ha normalizado al hablar de ciertos partidos políticos para separar a los
que lo son de los que no lo son, es una falacia, si están, si existen, es
porque lo son, aunque tengan en su punto de mira la destrucción de su
sistema, esta ley básica los protege hasta el mismo momento de ponerse
frente a ella para su destrucción.

Creo que se le atribuye a Gregorio Marañón esta definición “Ser liberal es,
precisamente, estas dos cosas: primero, estar dispuesto a entenderse con el
que piensa de otro modo; y segundo, no admitir jamás que el fin justifica
los medios” es una forma de ver las cosas que él practicó durante toda su
vida y hoy que hemos visto al Hospital Universitario de Toledo dando sus
primeros pasos, esta bien recordarle.

Compartir