20 de octubre de 2019
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google+
Buscar
Publicidad Suscripción al boletín
Confidencial

Confidencial

EDCM

La deuda del empresario de Toledo más polémico ronda ya los 100 millones de euros

Francisco Hernando

"El polémico constructor Francisco Hernando, más conocido como "Paco El Pocero", debe cada vez más dinero a las arcas públicas". Lo ha contado El Independiente en su edición de este jueves. Hace tiempo que "El Pocero" no tiene presencia en los medios de comunicación, excepto cuando como en este caso salen a relucir sus problemas con el fisco, que no son pocos.

Según el periódico que dirige el ciudadrealeño Casimiro García Abadillo, su deuda se aproxima a los 100 millones: "El Pocero debía a Hacienda a comienzos de 2018 exactamente 92,7 millones de euros, una cantidad susceptible de aumentar de acuerdo con las informaciones obtenidas por El Independiente".

La deuda de Hernando aparece recogida en un recurso de apelación del Juzgado de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de de Castilla-La Mancha, en el cual litigaban, por un lado, el Ayuntamiento de Seseña (Toledo), y por otro la Asociación de Propietarios del PAU El Quiñón, cuyos integrantes están enfrentados al constructor. Las últimas noticias sobre la deuda de Francisco Hernando datan de 2015, cuando a finales de ese año la Agencia Tributaria publicó las deudas de los principales morosos de España con Hacienda. El Pocero era el séptimo de España y el pasivo de su promotora, Onde 2000, ascendía a 86 millones. La deuda puede ser ahora superior a los 100 millones.

Lo que los propietarios de El Quiñon denuncian en los juzgados es que Francisco Hernando pueda tener la categoría de agente urbanizador de El Quiñón ante sus abultadas deudas. El Residencial El Quiñón. Después vino la crisis inmobiliaria y financiera, y las casi 14.000 viviendas proyectadas por El Pocero se quedaron en 6.000. El promotor dejó un núcleo de población fantasma, sin los servicios básicos. Durante un tiempo muchas casas estuvieron vacías pero los precios baratos y las buenas calidades de los edificios han permitido que se ocupen en su mayoría. El Quiñón se ha convertido en un buen lugar para vivir para muchos que antes residían en Madrid.

Según El Independiente, el recurso de apelación del TSJ castellano-manchego cuestiona que El Pocero pueda “mantener la obligación de costear las obras de urbanización” porque su empresa tuvo que “solicitar una prórroga para continuar las obras, así como dispone de dificultades económicas para continuar las mismas”. Entre otros cometidos, Hernando tiene que realizar “la conexión viaria con la A-4”, la “red de abastecimiento de nuevos depósitos de Seseña” o el “desvío de la línea de alta tensión de 400 KV al no ser posible su soterramiento”. “Difícilmente puede asegurar que, como agente urbanizador, se halle en condiciones de finalizar las obras”, señala el tribunal.

Hay propietarios de El Quiñón que aseguran que Francisco Hernando les debe más de 700.000 euros de atrasos por el mantenimiento de los inmuebles.

Según publicó La Información, El Pocero mantenía en 2018 cargos en 48 sociedades y perdió 2,58 millones de euros el ejercicio pasado. Onde 2000 lleva sin percibir ingresos desde 2013. 

COMPARTIR: