14 de diciembre de 2019
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google+
Buscar
Publicidad Suscripción al boletín
Confidencial

Confidencial

EDCM

Breve pero intenso párrafo sobre Cospedal en el libro de Rajoy

2019/12/04/128963_rajoylibro-.jpg
Portada del libro de Rajoy Una España mejor

En “Una España mejor” (Plaza Janés), el libro de Mariano Rajoy que ha presentado este miércoles en Madrid, queda muy claro que el país que entregó a Sánchez en junio de 2018 "no se parece en nada" al que recibió y que su legado es "una España unida" con una economía fuerte y en la que nadie se salta la ley. "Tuve la oportunidad de servir a mi país en momentos extraordinarios y ahora, desde la distancia, veo que a pesar de los problemas, que nunca faltan, España sigue unida, la ley se cumple y el crecimiento económico ha llenado las calles de actividad. Afortunadamente, la España que entregué no se parece en nada a la que recibí; esa es mi mayor recompensa", escribe.

A la expresidenta de Castilla-La Mancha y exsecretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, Rajoy le dedica unas breves pero intensas líneas en las que subraya algo en lo que todos han estado de acuerdo en el partido, que "ha dado la cara por el PP de manera admirable". Dice asimismo que es "una mujer de coraje y valentía" además de "generosa y leal colaboradora".

En el libro, el exlíder del PP dedica una parte importante a Cataluña. Sobre cómo abordó esta situación, Rajoy cuenta que "muchas personas" se ofrecieron a hacer de mediadores pero que rechazó su ayuda y que fue él quien tomó las riendas de aquel proceso que terminó con la aplicación del artículo 155 de la Constitución.

El expresidente reconoce que la corrupción ha sido el “talón de Aquiles” del PP y el "único instrumento" que han utilizado sus adversarios políticos contra el partido. "Hemos pagado un altísimo precio por los escándalos que nos persiguieron durante nuestro mandato, aunque la mayoría arrancaban de épocas bastante lejanas en el tiempo.

"Razonablemente feliz" desde que dejó el Gobierno, Rajoy ofrece un epílogo lleno de agradecimientos, especialmente a su familia, a la que trata de "compensar" por "todas las ocasiones que les hurté". "No me quedan cuentas pendientes ni nostalgia de ningún tipo. Me quedo con todo lo bueno y he preferido ignorar lo malo. La política me ha dado conocimientos, amigos, experiencias, emociones, algún disgusto y muchas alegrías. He disfrutado de una vida tan intensa que a veces pienso que ha sido como vivir dos veces", confiesa. Su mayor recompensa es “Una España mejor”.

COMPARTIR: