TODO EL APOYO PARA CHRISTIAN

Precioso detalle de la Guardia Civil y del agente Sergio con un niño enfermo en un pueblo de Toledo

La Guardia Civil y la Fundación Pequeño Deseo regalan ilusión a un niño en la localidad toledana de Erustes La Guardia Civil y la Fundación Pequeño Deseo regalan ilusión a un niño en la localidad toledana de Erustes

La Guardia Civil, en colaboración con la Fundación Pequeño Deseo, ha realizado una acción solidaria haciendo entrega de unos regalos a Christian, un niño de 7 años de edad con una enfermedad crónica residente en la localidad toledana de Erustes.

Esta fundación, encargada de dar el mayor apoyo anímico a niños con enfermedades graves, se puso en contacto con la Guardia Civil para colaborar en la entrega de unos regalos a Christian, que tiene entre sus pasiones el fútbol y este cuerpo policial, según ha informado la Guardia Civil en nota de prensa.

El pequeño observa a diario cómo la Guardia Civil de Malpica de Tajo patrulla por su pueblo Erustes, sintiendo predilección por el guardia civil Sergio, el cual se llama como su ídolo futbolístico, Sergio Ramos.

Todo el apoyo para Christian

Al conocer la historia de Christian, de tan sólo 7 años y con una enfermedad crónica, la Fundación Pequeño Deseo se puso manos a la obra para darle el mayor apoyo anímico posible para hacer su día a día más ameno, queriendo regalarle una camiseta firmada del Real Madrid, además de distintos obsequios corporativos de la Guardia Civil. Para ello, la fundación pensó en el guardia civil Sergio como el encargado de entregarle los regalos.

Este viernes, 26 de febrero, Christian se encontraba en su casa y no se esperaba la llegada que estaba a punto de recibir. Al escuchar las sirenas, se ha asomado a la ventana para ver el coche patrulla y ha salido con una sonrisa para recibir el regalo de la fundación de manos de la Guardia Civil.

Pequeño Deseo se creó en el año 2000 como una organización nacional sin ánimo de lucro. Su fin es hacer realidad los deseos de niños y niñas con enfermedades crónicas o de mal pronóstico para apoyarles anímicamente durante su tratamiento y hacer más llevadera su enfermedad. Desde su nacimiento han ayudado a más de 5.000 menores y sus familias.

Compartir