16 de septiembre de 2019
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google+
Buscar
Publicidad Suscripción al boletín

ALBACETE-ALICANTE

Un tramo del AVE en Castilla-La Mancha es el que tiene menor tráfico en España

Imagen de archivo
Imagen de archivo

La CNMC (Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia) ha aprobado su Informe de Supervisión del Mercado de Servicios Comerciales de Transporte de Viajeros por Ferrocarril correspondiente al año 2017. El informe de la CNMC constata que mientras que en el tramo Madrid-Barcelona, la capacidad utilizada es del 45%, en el Albacete-Alicante es tan solo del 8%.

En términos de demanda, 32,9 millones de pasajeros contrataron estos servicios en 2017, lo que supuso un crecimiento del 3,4% respecto a 2016 y del 28,6% en los últimos cinco años. Los servicios de alta velocidad lideraron la demanda, con un incremento del 42,8% desde 2013 hasta absorber, el pasado año, dos terceras partes del total de viajeros.  Los trayectos del corredor Nordeste registraron el mayor número de viajeros. Destacó el Madrid-Barcelona, con casi 4,1 millones de viajeros en 2017, un 7,1% más con respecto a 2016. Pese al incremento del tráfico, la utilización de la alta velocidad se distribuyó de forma muy desigual, con tramos que se encuentran infrautilizados.

El informe aborda los servicios de alta velocidad y otros servicios de larga distancia convencional, cuya actividad se tradujo en unos ingresos de 1.412 millones de euros, aproximadamente un 4% más que en 2016 (1.051 para servicios de alta velocidad; 361 millones de euros para servicios de larga distancia convencional).  La CNMC destaca que la red de Alta Velocidad española es la más extensa a nivel europeo y la que más kilómetros tiene en construcción (904 km). El valor de las inversiones realizadas hasta 2017 ascendieron a 33.500 millones de euros, a los que se suman 12.951 millones de los nuevos tramos.

COMPARTIR: