18 de octubre de 2019
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google+
Buscar
Publicidad Suscripción al boletín

IMPORTANTE INICIATIVA EMPRESARIAL EN TALAVERA DE LA REINA

Ambicioso proyecto de hostelería, cultura y música en Talavera con el lujoso Hotel Valdepalacio por medio

El claustro del monasterio jerónimo de Santa Catalina de Talavera de la Reina, más conocido como San Prudencio, se convertirá en una zona de uso hostelero y cultural, ya que un grupo de empresarios prevé invertir cerca de 2 millones de euros en acondicionar este espacio para este fin. 

Según ha explicado a los medios este jueves uno de los responsables del proyecto, Diego Resusta, la intención de los promotores es instalar un restaurante y habilitar un entorno multifuncional para bodas, bautizos y comuniones, así como para conciertos y representaciones teatrales.

Resusta también ha apuntado que pretenden crear una escuela de hostelería profesional para formar a metres y camareros de sala, al igual que a personal que tenga pensado dedicarse a la restauración. Ha indicado además que el abastecimiento correrá por cuenta del Hotel Valdepalacios, un alojamiento de lujo situado en el término municipal de Torrico (Toledo), que además supervisará la actividad formativa en la escuela de hostelería.

En cuanto a la puesta en marcha de la iniciativa, ha mostrado su intención de que el complejo esté a pleno rendimiento en la primavera de 2020, aunque ha precisado que el desarrollo de los trabajos está pendiente de licencias y permisos.

Diego Resusta ha hecho estas declaraciones antes de la presentación esta tarde del proyecto en el antiguo Centro Cultural ‘San Prudencio’, y ha apuntado que junto a él han decidido embarcarse en esta propuesta el empresario talaverano Enrique Núñez y el madrileño Augusto Trincado.

Al acto también ha acudido el presidente de la Fundación Aguirre, Daniel León Ramos, ya que esta organización es propietaria de todos los edificios que conforman el antiguo convento jerónimo de Santa Catalina. Ramos ha explicado que lo que quieren es recuperar el patrimonio del monasterio que se encontraba más deteriorado, y ha aludido al respecto a la reciente rehabilitación y reapertura de la iglesia de Santa Catalina.

En estos momentos el claustro del convento está ocupado por el denominado 'Patio de los Artesanos', un espacio que el Ayuntamiento de Talavera puso en marcha a mediados de 2015 para acoger a cinco profesionales de la artesanía. La Fundación Aguirre cedió la zona al Consistorio para dar cabida a nuevos artesanos de la ciudad, aunque el convenio de cesión concluye en junio de este año.

COMPARTIR: