17 de noviembre de 2019
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google+
Buscar
Publicidad Suscripción al boletín

SUPERANDO EL 18 POR CIENTO EN 2018

La tasa de paro en Castilla-La Mancha sigue doblando la media europea pese al descenso

Castilla-La Mancha, con un 18,2 por ciento, se situó en 2018 entre las nueve regiones españolas que registraron una tasa de desempleo superior al 15,2%, el doble de la media comunitaria europea, según se desprende de los datos publicados este jueves por la oficina de estadística comunitaria Eurostat, que recoge datos de 2018.

Andalucía y Extremadura y las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla se encuentran entre las diez regiones de la Unión Europea con más desempleo. En concreto, Ceuta se sitúa en la segunda posición de la clasificación con una tasa de paro del 29%, mientras que Melilla (25,8%) ocupa la cuarta posición, por delante de Extremadura (23,7%) y Andalucía (23%), que se colocan en el séptimo y noveno lugar, respectivamente. Canarias ha abandonado el grupo de diez regiones con más paro del bloque, en el que estaba el año pasado, tras reducir su desempleo hasta el 20,1%.

Además de las cuatro regiones españolas, entre las diez con más desempleo de la UE hay tres francesas (Mayotte -que lidera el grupo--, Reunión y Guadalupe) y tres griegas (Macedonia Occidental, Grecia Occidental y Egeo Norte).

En total, en 2018 hubo nueve regiones españolas que registraron una tasa de desempleo superior al 15,2%, el doble de la media comunitaria. Se trata, además de las ya citadas, de Castilla-La Mancha (18,2%), Comunidad Valenciana (15,6%) y Murcia (18%). Galicia se encontraba en este grupo un año antes, pero lo ha abandonado tras registrar una tasa de paro del 13,3%.

Además, Melilla (66,1%) encabeza la lista de regiones europeas con mayor desempleo entre la población joven, por delante, precisamente de Ceuta, que ocupa la segunda posición de esta clasificación con un 62,4%.

La región con menor tasa de paro de todo el bloque comunitario es Praga (República Checa), con un 1,3%, seguida de la también checa Jihozápad (1,5%), las alemanas Mittelfranken (1,8%), Tübingen y Oberpfalz y la británica Cumbria (las últimas tres con un 1,9%). La lista la completan las checas Severovchod y Strední Cechy, las alemanas Niederbayern y Unterfranken y la húngara Nyugat-Dunántúl (todas ellas con un 2%).

Los datos de la Encuesta de Población Activa (EPA) correspondientes al primer trimestre de 2019, publicados el pasado jueves, mostraron que el paro en Castilla-La Mancha bajó un 3,1 por ciento en este periodo, con 5.000 personas desempleadas menos. La tenencia es a la baja desde el año 2015.

COMPARTIR: