El Comentario

El Comentario

Aurelia SÁNCHEZ

Día Nacional de las Lenguas de Signos Españolas

Aurelia Sánchez
Aurelia Sánchez
Artículo de Opinión de la consejera de Bienestar Social en funciones, Aurelia Sánchez, con motivo de la celebración, mañana, del Día Nacional de las Lenguas de Signos Españolas

Hoy, 14 de junio, se celebra el Día Nacional de las Lenguas de Signos Españolas, una celebración que se instauró en 2014 por el Consejo de Ministros a petición del movimiento asociativo representativo de la Comunidad Sorda, en referencia a la constitución en 1936 de la Confederación Estatal de Personas Sordas (CNSE) y tiene como principal objetivo luchar por la igualdad de oportunidades para las personas sordas, a través de políticas encaminadas a suprimir las barreras que impiden el ejercicio de sus derechos, así como compartir y promover la difusión y normalización del uso de las Lenguas de Signos.

En Castilla-La Mancha, según los datos de los Centros Base de Atención a las Personas con Discapacidad, se contabilizan 17.957 personas valoradas con algún tipo de discapacidad auditiva, de las cuales 66 son sordociegos, 554 sordos, 784 sordomudos y 1.720 personas con hipoacusia profunda, datos que por sí solos nos deben hacer reflexionar de la importancia de este colectivo.

Las Lenguas de Signos son una magnífica oportunidad al permitir a la Comunidad Sorda participar y compartir valores culturales y lingüísticos, poseyendo características y funcionalidad propias para comunicar, pensar y manejar conceptos complejos, si bien es cierto que no son universales y cada país posee su propio idioma, como en el caso del lenguaje oral.

Queremos reconocer la importante labor que realiza la Federación de Personas Sordas de Castilla-La Mancha (FESORMANCHA) que, desde su constitución en 1.998, canaliza las reivindicaciones del colectivo para mejorar la calidad de vida de las personas sordas, dotando de identidad a la Comunidad Sorda, a la par que de su colaboración con el Gobierno regional se ofrecen múltiples servicios que contribuyen a romper las barreras de comunicación.

De entre los servicios que se han potenciado a lo largo de estos últimos años destacan los Servicios de Mediación Social y los de Interpretación en Lengua de Signos.

El Servicio de la Mediación Social fomenta la autonomía personal de la persona sorda y su participación social, con actuaciones de información, orientación y asesoramiento en los ámbitos de la vida familiar, educativa, laboral y social. En el último año se han superado los 1.700 usuarios, rebasando las 6.400 actuaciones.

El Servicio de Interpretación en Lengua de Signos tiene como objetivo romper con las barreras de comunicación, a personas sordas, oyentes, y entidades públicas o privadas que lo solicite. En este último año se han atendido 2.742 personas usuarias alcanzando las 3.116 actuaciones, en las que la figura del intérprete en lengua de signos es fundamental para el desarrollo de la vida cotidiana de las personas con discapacidad auditiva.

El intérprete en lengua de signos, que en tantos actos institucionales nos acompaña, merece nuestra consideración, al establecer el puente de comunicación idóneo entre la sociedad oyente y las personas sordas, permitiendo su participación en la sociedad con todas las garantías. Para todos ellos agito mis manos, utilizando el símbolo con el que la comunidad sorda comunica su aplauso, en señal de reconocimiento.

En el Día Nacional de las Lenguas de Signos Españolas nos sumamos al reconocimiento que estas formas de expresión tienen, así como llamamos la atención del conjunto de la sociedad  para con las personas con algún tipo de discapacidad auditiva y recordamos la necesidad de aunar esfuerzos para que la comunidad sorda y quienes la integran mejoren su bienestar, puedan ejercer sus derechos de ciudadanía y puedan romper las barreras de comunicación, contribuyendo a que Castilla-La Mancha sea una Comunidad inclusiva.

Aurelia Sánchez es consejera de Bienestar Social en funciones en Castilla-La Mancha

COMPARTIR: