El Comentario

El Comentario

ALBERTO GONZÁLEZ

Migrantes

2019/05/10/104117_albertogonzalez201talaveraint275colab.jpg
Alberto González

No creo que descubra nada nuevo con lo que en estas líneas  voy a plasmar, pero siempre es bueno recordar las cosas para mantener la mente fresca y saber que hay cuestiones muy importantes a resolver para el bien de la sociedad en que nos ha tocado vivir.

Hoy día el tema de la migración es sumamente delicado como para no jugar  con él, pues debemos pensar que cuando una persona o familias enteras  se van a otro país es porque buscan una vida mejor o por conflictos bélicos. No olvidemos que nosotros los españoles fuimos emigrantes en gran número ya a principios del siglo XX y después de nuestra guerra civil en los años sesenta del siglo pasado buscando cuotas de bienestar que en España no existían, y ahora mismo seguimos emigrando a otros países en busca de una vida mejor y, por cierto, que se está yendo mucha gente joven con una gran preparación que ha costado mucho al estado español.

Nos quejamos de los inmigrantes que vienen a nuestro país irregularmente, pero también de aquellos que tienen sus papeles en regla, se oyen constantemente voces de que vienen a quitar el trabajo a los españoles, a aprovecharse de nuestra seguridad social, que nos quitan las becas para sus hijos, las ayudas y un largo etcétera que todos conocemos porque son las críticas diarias, y desde luego sin fundamento en la mayoría de los casos y sin saber lo que estamos diciendo, pero no nos quejamos de esos inmigrantes que vienen en avión en primera clase y que luego defraudan  a la hacienda publica no pagando los impuestos que  les corresponde, bien podrían ser más solidarios, y pagar lo que deben para que muchos des sus  compatriotas  que vienen tuvieran una mejor atención.

Cuando se oyen conversaciones en las que se dice que nos quitan el trabajo y otras lindeces más que no quiero reproducir, empiezo a repasar en mi memoria y me doy cuenta de lo siguiente: Llega la recogida de la aceituna y veo a muchos inmigrantes tirando de las mantas, que si no son ellos es muy difícil encontrar mano de obra para su recogida, comemos tomates, fresas y otro tipo de productos hortofrutícolas y nos nos paramos a pensar quienes son los que se meten en un invernadero a altas temperaturas para recoger esos frutos, ni cuanto se les paga y en que condiciones viven, pero esos propietarios buenas ganancias tienen y si no demos un repaso a ciertas zonas de España y veremos como se han enriquecido a costa de ellos. Esos trabajos son rechazados por quienes dicen que se les quita. Tampoco se encuentra, solo inmigrantes, para tareas de cuidado de ganado y así en muchas labores del campo. La mayoría de los trabajos que realizan los inmigrantes son aquellos que los ciudadanos españoles no quieren.

Ahora toquemos  otros temas, como por ejemplo el cuidado de personas mayores. Vemos como hay cantidad de inmigrantes cuidando de ellas dándoles una atención que no reciben por otras partes, bien sea de familiares porque no pueden atenderlos o que no quieran ellos irse a una residencia.

También se habla de que las becas y ayudas son para ellos; las becas y ayudas  se dan en virtud de una serie de cuestiones económicas y de otro tipo y, que lógicamente van a parar a gentes que reúnen esas condiciones, sean inmigrantes o no.

No se puede estar en el discurso fácil ni en la acusación constante ante un problema tan serio como es la migración que requiere soluciones complicadas, pues estamos hablando de personas, de seres humanos que han tenido la desgracia de no tener una vida digna, a los que hay que tratar como lo que son, personas.

España necesita a los inmigrantes porque también crean riqueza, una riqueza muy necesaria para ellos y para nosotros y no perdamos nunca el norte y, nos olvidemos de que hubo un tiempo de una gran emigración española a otros países que salvó a muchas familias de la miseria en que vivían y,  pensemos  que nadie normalmente quiere irse de su país, nadie abandona su casa si no es por razones muy imperiosas.

Buscar una vida mejor no es  delito, el ser humano tiene derecho a ello y debe intentarlo, no pongamos muros que sean infranqueables, ayudemos a las gentes que vienen a integrarse en nuestra sociedad.

Empieza la campaña electoral para las elecciones europeas, autonómicas y municipales y espero que este tema sea tratado como se debe en los programas electorales y los mítines y que no sirva de confrontación para alterar la convivencia de nuestros pueblos y ciudades.

A propósito de la convivencia que es necesaria para vivir en armonía, no me puedo resistir al comentario hecho en las redes sociales por una persona llamada Ángel Villar Calderón deseando la muerte de Alfredo Pérez Rubalcaba. Así es como se altera la convivencia de una nación, vaya por delante mi denuncia y no se si en estos casos puede actuar la fiscalía. No estaría mal que lo hiciera.

COMPARTIR: