Emprendedor.es

El periódico de economía de Castilla-La Mancha


BOE Info concurso

LA MULTINACIONAL HA PRESENTADO CONCURSO DE ACREEDORES

Los trabajadores de Abengoa en Puertollano se manifiestan para defender sus empleos

Una veintena de trabajadores de Abengoa se han concentrado este miércoles a las puertas de la central termosolar de Q-Energy en Puertollano (Ciudad Real), donde han leído un manifiesto en el que piden garantías sobre la continuidad de sus puestos de trabajo y más información "directa" del concurso de acreedores presentado por Abengoa.

En declaraciones a los periodistas, Rafael Santigosa, delegado de UGT en la planta de Abengoa de Puertollano, ha lamentado que la única información de que disponen los trabajadores sea la que obtienen por los medios de comunicación, lo que está generando una "calma tensa" en los centros de producción.

Si bien los salarios están al corriente de pago, los trabajadores temen que el fracaso del tercer plan de rescate de Abengoa y la solicitud del concurso de acreedores deriven en posibles impagos o ajustes de plantilla en los próximos meses.

Aunque el concurso de acreedores afecta en principio a la matriz y no a las filiales, Santigosa teme que la reestructuración pueda llegar a afectar también a estas empresas. "Hablamos de que están en juego más de 2.500 empleos en España", ha advertido, por lo que no descarta más movilizaciones en función del desarrollo de los acontecimientos.

"Esperemos que una vez que el Juzgado de lo Mercantil designe a los administradores se llegue a una solución sin que los trabajadores sean utilizados como moneda de cambio", ha enfatizado. UGT defiende que la solución debe pasar por abordar un plan de viabilidad en el que se cuente con toda la plantilla.

Abengoa realiza tareas de mantenimiento en la planta termosolar que Q-Energy ha comprado recientemente a Ence en Puertollano, y emplea a unos 45 trabajadores.

La pasada semana el Tribunal de Instancia Mercantil de Sevilla autorizaba el concurso voluntario de acreedores solicitado el lunes por el consejo de Abengoa. Ocurría después de que los acreedores no accediesen a prorrogar los plazos para el tercer rescate de la empresa, que registra una deuda de unos 6.000 millones de euros.

Compartir